webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
Miriam - 19 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
Vanesa - 22 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
Lorena - Edad 19
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: El tricornudo (1: Cornudo y apaleado)


 


Relato: El tricornudo (1: Cornudo y apaleado)

  


* El tricornudo/1º.- (CORNUDO Y APALEADO).-



CARTA QUE ESCRIBE UN
DESGRACIADO PADRE DE FAMILIA A UNA ASOCIACION


DE CORNUDOS DESPUES DE HABER SIDO ACEPTADO COMO NUEVO SOCIO.-



* Laredo, 26-10-2000.-



Estimados compañeros:


**Acabo de recibir con alegría mi admisión en la asociación
de cornudos de egroups.com. Espero no defraudarles y ser un cornudo digno de
pertenecer a esa institución de tanto prestigio. De acuerdo con sus deseos, y
como requisito para recibir el carnet definitivo, procedo a contarles algo
relacionado con mi proceso de cornudo:



* La verdad es que el caso mío es un poco especial. El Sr.
Amed, moderador del colectivo, me indica en su misiva una serie de grupos de
trabajo donde puedo integrarme. No me siento especialmente identificado con
ninguno; quizás con varios a la vez. Puede que sea un "tricornudo" y me explico:



** Tengo 38 años y vivo en Texas (USA). Era un hombre
felizmente casado con Susana, con la que tengo 2 hijas de 14 y 18 años. Siempre
le fui fiel a pesar de que estaba mucho tiempo fuera de casa por motivos de
trabajo; soy delegado comercial de una importante empresa de productos
agrícolas.-



* Susana es una bella mujer de origen mexicano de 34 años. Me
casé completamente enamorado de ella a pesar de que tuvimos que adelantar la
boda pues estaba embarazada de Carolina. A los 4 años nació Chavela y convivimos
como una típica y feliz familia de clase media. A las dos hijas las vi crecer
dentro de la casa y reconozco que más de una vez me sentí excitado al ver las
curvas de mujer que iban cogiendo sus cuerpos. Las dos son tan guapas y macizas
como la madre.



* Hace dos años aproximadamente me dice de sopetón que quiere
el divorcio porque está pasando un periodo de crisis y que desea rehacer su
vida. Quedé sorprendido, pues la verdad es que no lo esperaba. A continuación me
dice que ya no me quiere y que necesita estar sola unos meses. El disgusto que
me llevé fue tan grande que estuve una temporada a tratamiento psicológico. No
podía entender ni aceptar que mi queridísima esposa ya no me quisiese. ¿En que
había fallado?.-



* No quería perderla y, pensando que era una crisis pasajera,
la propuse una separación provisional durante un año que luego haríamos oficial
si no se solucionaban las cosas. Ella se quedaba con la casa y con las niñas a
las podría ver los fines de semana. Yo me quedé con el coche y con la casa de
campo. Les pasaría una pensión de 2000 dólares mensuales hasta que las niñas
acaben los estudios y encontraran trabajo.



** Los primeros meses iba a ver a las hijas los fines de
semana. Transcurrido el tiempo noté algo raro en el comportamiento de mi mujer y
las niñas. Vestían de forma provocativa y un vecino me comunicó que solían tener
muchas visitas extrañas y que últimamente vivía con ellas un hombre fuerte y
alto. Investigue un poco y me enteré que se trataba del macho que me había hecho
cornudo; Un fino macarra, un poco más joven que yo, que ha conseguido pervertir
a las tres mujeres de mi vida.



* Un día me enfrenté a él pero me dio un golpe dejándome
malherido en el suelo (es experto en artes marciales). En el forcejeo de la
pelea me dijo a gritos que era un "cornudo de mierda" y que tanto mi mujer como
mis hijas trabajaban de putas para él. Me marché dolorido y para no escuchar los
exabruptos y barbaridades que me estaba diciendo.



- Tu mujer es la puta mas fina de la ciudad y tu sin saberlo,
¡¡cornudo de mierda!!


- Es una ramera de lujo que lo lleva en la sangre. Hace tres
años que me la follo y tu sin enterarte. ¡¡¡cornudo de mierda!!!



- Tu decente esposa es la zorra más rentable del burdel. Se
corre con cada



cliente que la paga y traga semen y orina; ¡Es una guarra!.-




- Mientras tu esposa trabaja duro yo me follo a tus
hijas. La mayor ya ha rodado




tres películas porno y celebrará su mayoría de edad debutando
como puta en un club de carretera.- Se corre como una perra cuando la doy por el
culo.-


- La pequeña chupa la polla estupendamente y se lo traga
todo.-




- ¡¡Cornudo, que eres un cornudo de mierda!!.-





* El golpe moral fue terrible. Durante unos días pensé en lo
peor; llegue a comprar una pistola con la intención de matarlos a los 4 y
suicidarme, pero me faltó el valor suficiente. Lo que más me molestaba no era
que mi mujer fuera una furcia sino que disfrutaba con su oficio y colaboraba en
el emputecimiento de las niñas.



* Al no tener valor para vengarme empecé a odiar al asqueroso
macarra, que me había hecho el más cornudo de los mortales. Con el transcurso de
los días, y quizás por una defensa del inconsciente para no volverme loco,
el odio se fue reconvirtiendo en excitación. Poco a poco me fui calmando
y tomándomelo con mas tranquilidad; llegando incluso a excitarme con esta
inusual y morbosa situación. Me horrorizaba de mí mismo pues llegue a
masturbarme imaginándome a mi mujer y mis hijas trabajando de rameras.



** La situación fue más dramática y perversa meses después.
Aparte de pagarles la pensión, que seguro administraba el macarra, tenia que
pagar cada vez que quería ir a ver a mis hijas. Mi mujer y la hija mayor
trabajan juntas en un club de carretera de una ciudad cercana perteneciente a
México. Podía visitarlas y hablar con ellas "solamente hablar" previo pago de la
tarifa oportuna. Al principio solamente miraba desde el mostrador como
calentaban a los clientes. Todavía me tenían algo de cariño (más bien pena) pero
me trataban como a un hombre sin dignidad y se mofaban de mí humillándome y
llamándome "cobarde" y "cornudo".-



* Me refugié en el vicio y la humillación llegando a un
perverso acuerdo con ellas; aumenté la pensión en 500 dólares mas al mes y me
dejaban ver como trabajaban a los clientes dentro del reservado. Detrás de un
espejo falso podía verlas follar y mamar las pollas de los varones con gran
placer. A veces entraban las dos con un solo cliente y le dedicaban un morboso
lésbico antes de proceder a chuparle los huevos, el culo y la polla.



* Marchaba para casa completamente excitado y los orgasmos de
mis masturbaciones eran de infarto. Nunca había disfrutado tanto. Mi mujer y
Carolina eran dos fulanas de primera clase; estaban buenísimas. Mi esposa
realizaba cosas a los clientes que nunca me quiso hacer dentro del matrimonio
–jamás me hizo una felación porque decía que le daba asco.-.



* Carolina era una furcia exuberante a pesar de su juventud.
Bailaba desnuda encima del mostrador y, tanto en el culo como en las tetas,
llevaba tatuajes obscenos. Reconozco que, durante el matrimonio, más de una vez
me excitaba viendo desnudas a mis hijas y tenia que sentarme para que no se me
notase que estaba empalmado. Sabia que era una chica muy solicitada –nunca le
faltaba el novio de turno- pero nunca imaginé que acabaría siendo una de las
zorras más rentables de la zona.-



* Ellas se esmeraban más con el cliente si sabían que yo
estaba mirando; me hacían gestos con los dedos y muecas sordas con los labios
llamándome ¡¡cornudo!!. Con la lengua llena de esperma se acercaban al espejo
para que viese bien cerca lo cornudo que era. Un cliente millonario que pagaba
bien enculó profundamente a mi esposa, la hizo limpiar la mierda de la polla, se
corrió en su boca y luego la hizo tragar una larga meada; Mi puta esposa escupió
un poco de orina y semen sobre el espejo llamándome ¡cornudo!, ¡cornudo!,
¡cornudo ¡,¡¡TRICORNUDO!!.



* Mi mujer me prometió que dentro de unos meses, y previo
aumento de la pensión, me dejarían sorber y chupar el coño –también el esfínter-
después de que marchase el cliente que me estaba haciendo cornudo. De esta forma
se ahorrarían una pasta en papel higiénico. Pero solamente eso pues el macarra
les tenia prohibido hacerme ningún tipo de servicio relacionado con el pene.-



** La pequeña era la novia del macarra. La iba a buscar al
colegio y, después de maquillarla y hacerla vestir de mayor, la llevaba a
merendar y a las discotecas. Nunca supe si la gente extraña que entraba en "mi
casa" se acostaban con la pequeña. Las veces que la vi me saludaba muy
afectuosamente y me decía que estaba enamorada de su novio. Me daba mucha pena
de ella pero a la vez se la veía feliz y muy desarrollada.



* Su novio, no la dejaba llevar sostén y se le notaba todo el
pezón negro por la camiseta. También me dijo que nunca usaba bragas debajo de la
faldita corta pues a su novio le gustaba tenerla siempre accesible. Era una
monada de criatura y siempre tan sonriente. El macarra amenazó con cortarme los
cojones y denunciarme por abuso a menores si dejaba de pasar la pensión o
intentaba algo por la vía policial. Reconozco que de pequeña alguna vez se
acostó en mi cama pero nunca la hice nada. Simplemente abrazarla. Pero ante un
Juez sería su palabra contra la mía.-



* De momento no dejan que me divorcie legalmente; parece ser
que tanto el chulo cómo mi mujer quieren que todo el mundo sepa lo cornudo que
soy y que disfrute intensamente de mi condición.- Me dice que si soy un buen
cornudo posiblemente me deje visualizar todas las películas guarras que han
rodado mis hijas. Creo que en una de ellas interviene un enorme perro negro.-



* Esto último me alteró los nervios y volví a tener otra
pelea con el macarra. Me molió a palos con un bastón aunque conseguí darle el
primer puñetazo en la cara. Pero las cosas fueron a peor. Me dijo que por cabrón
y cornudo a partir de ahora también pagaría por ver a la niña los fines de
semana. Durante la semana que estuve recuperándome del apaleamiento no dejé ni
un minuto de odiarle; solamente pensaba en la forma de vengarme.- Pero otra vez
me instalé en la indignidad de la cobardía y la transformé mentalmente en
placer; disfrutando perversamente de la situación.



* Decidí ir a ver a la pequeña pero las condiciones de la
charla eran superhumillantes. El macarra se sentaba cómodamente en un sillón y
ponía a mi hija de rodillas a chuparle la polla. Solo me permitía hablar con
ella en esa posición. Chavelita contestaba a mis preguntas mientras lamía,
chupaba y mamaba la polla y los huevos del proxeneta. Nunca fue follada delante
de mi pero se tragaba todo el semen con deleite antes de darme un beso de
despedida. Cuando llegaba a casa no podía mas de la excitación y me masturbaba
varias veces recordando la lengua anillada y la boquita de mi hija entrando y
saliendo con dulzura del cipote del semental.-



* El macarra nunca interrumpía nuestra conversación sobre los
estudios, amigas..etc; Se limitaba a disfrutar de la boca de la pequeña mientras
ojeaba un periódico. Un día cuando marchaba por la puerta le dijo a la niña que
se desnudase entera; estaba medio borracho y empezó a acariciarla y besarla
mientras me humillaba e insultaba de forma aberrante:



- Tu hija pequeña tiene mucho futuro. Mira que cuerpo más
delicioso tiene; estoy enamorado de ella y posiblemente sea las mas puta de las
tres. Se corre solamente con soplarla los pezones.


- Antes de follarme a tu mujer Chavelita me la prepara y le
chupa el coño con gran placer. Hemos conseguido cambiarle el sentido de la
estricta moral cristiana en lo referente al sexo. Ella disfruta como una cerda
joven de los placeres carnales. Está en el mejor momento de la perversión de una
adolescente.


- ¡¡Cornudo de mierda!!, viste que bien mama la polla tu
hijita; Mañana voy a empezar a darla por el culo pues para fin de curso la he
prometido una doble penetración.


- ¡¡Eres un cornudo cobarde y vicioso!!


- El otro día vi a tu suegra y a tu madre por la calle. Me
gustan las dos. A tu madre la tendré de criada y atenderá a algún que otro
cliente; tiene unos labios muy gordos.


-También me encanta tu suegra, aún esta muy buena; Igual aún
puede quedar embarazada. Me ilusiona dejar preñadas a las 4 a la vez. Me da
mucho placer la idea de ser propietario de ocho tetas repletas de leche para mi
solo y para los clientes. Las usaré como putas de cría y leche. ¡Será
fantástico!. Te haré el cornudo más cornudo del mundo.


- Cuando me canse de ellas las venderé a una organización
mafiosa para que las sigan explotando como putas. Las rameras americanas tienen
mucho éxito en Rusia.



* Sé que no se atreverá y que me lo dice para humillarme pero
no podía imaginarme que hubiera personas tan malvadas. Sus palabras aún me
retumban en el oído y me marché con el odio renovado. Lo que más me dolió es que
mientras me decía todo esto mi hija pequeña se estaba corriendo con las
acaricias y los besos obscenos de su chulo.



* Me conformo con ser un pobre cornudo pero de momento soy
TRICORNUDO; me han puesto los cuernos las tres mujeres que más quiero. Como siga
así me temo que acabaré siendo "pentacornudo" si no cumplo las condiciones que
me impone.- Mi suegra y mi madre me echan la culpa de la situación de la familia
y he perdido todo su respeto. Me han quitado el saludo y también me llaman
"Cornudo" y "cobarde".-



* La última vez que fuia a ver a Chavelita el macarra estaba
de buen humor y, mientras mi hija le lamia los huevos y el culo, me dijo, con
buenos modos, que si seguia siendo tan buen cornudo como hasta ahora dentro de
unos años me alquilará o venderá a mi mujer, si le ofrezco un buen precio, para
que siga haciendome cornudo "in situ" el resto de mi vida.-



** Reconozco que mi situación no es normal y que estoy
desbordado por los acontecimientos. Sé que necesito tratamiento psiquiátrico. No
me atrevo a ir por miedo a que descubra que en la intimidad de mi cerebro gozo
con esta situación. Nunca pensé que ser cornudo me representase tanto placer
interior.



* Me preocupa estar acostumbrándome a ser cornudo pero gozo
más que nunca. Me quedo sin casa, sin mujer, sin hijas, les paso una pensión de
2500 dólares y encima tengo que pagar por verlas. A pesar de ello eyaculo
placenteramente viendo como mi mujer y mis hijas son felices trabajando de putas
para un chulo que me apalea, humilla y chantajea.-



* Espero recibir pronto el carnet definitivo de asociación de
cornudos. Prometo ser un miembro fiel y colaborar en el prestigio de esta noble
institución.-



* Si no estoy loco, estoy a punto de enloquecer. Les ruego
me aconsejen al respecto y prometo contarles mas detalles de esta situación tan
perversa en la que estoy inmerso
. Gracias anticipadas.




à Salu2 de este cornudo
compañero.-



Fdo: Federal Mantilla.-



Federman@terra.com


POR CUESTIONES DE PRIVACIDAD ESTE EMAIL FUE REMOVIDO




 

Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 4
Media de votos: 7.00





Relato: El tricornudo (1: Cornudo y apaleado)
Leida: 11517veces
Tiempo de lectura: 10minuto/s

 





Documento sin título
Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes
Foro porno
sexo
lesbianas
Contacto
 
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados
porno
peliculas porno gratis
videos porno gratis
telatos porno incesto
porno español
porno español
travestis
peliculas porno
zoofilia
sexo gratis
escorts
sexo madrid
chat porno
webcams porno
fotos de culos
juegos porno
tarot
juegos
peliculas online
travestis