webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
Miriam - 19 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
Vanesa - 22 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
Lorena - Edad 19
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: Mi primera vez con el mejor amigo de mi novio


 


Relato: Mi primera vez con el mejor amigo de mi novio

  

Cesar es un hombre mucho mayor que yo, en ese tiempo yo tenía
20 años y el 28, nos habíamos conocido en un bar cuando yo salía con mi amigas,
esa noche el se acercó y me invitó una copa, empezamos a bailar y entre paso y
paso nos tocábamos un poco, yo le acercaba mi culo a su pene y lo frotaba un
poco, nada pasó esa noche más que un par de besos y el toqueteo habitual, al
salir del bar, me pidió mi teléfono para que nos volviéramos a ver; a mi no me
costaba nada darle mi número, además pensaba que era una aventura más de una
noche.



Al día siguiente me llamó y comenzamos a salir, íbamos al
cine y nos tocábamos sobre la ropa, yo podía sentir su pene completamente duro y
eso me excitaba mucho a tal grado que dejaba mojadas mis bragas, como en varias
ocasiones que salíamos yo llevaba falda, el metía su mano por debajo y comenzaba
a frotar mi coñito con su mano y trataba de introducir sus dedos en mi orificio,
cosa que yo no le permitía por que no quería que supiera que era virgen, así que
optaba por bajarle el zipper y comenzar a mamarsela; relamente tiene una verga
sabrosísima, grandota y gruesa, que no cabe en mi boca; el que le permitiera
acercarse tanto, pero que no pasara de ahí lo ponía tan caliente que cuando me
abrazaba podía sentir su pene totalmente erecto y punzante, así pasamos un par
de meses, hasta que llegó Edgar.



En una fiesta organizada por sus amigos Cesar me llevó como
una amiga, todavía no había nada oficial, así que aprovechando que no tenía el
título oficial, me dedique a observar la mercancía. El estaba con sus amigos
platicando y tomando y yo mientras caminaba por la casa cuando me dí por vencida
por que creía que no había nada bueno para ver apareció Edgar.


El es un tipo alto, moreno, con un cuerpo super atlético y
unas nalgas preciosas, además de tener la cara super linda, Edgar se acercó y
comenzamos a platicar, en un principio yo me sentía muy a gusto con el hasta que
por causa de la música tenía que acercarse demasiado a mi oido para hablar,
entre el acercamiento y el olor de su cuerpo, comencé a excitarme, podía sentir
como mis bragas comenzaban a humedecerse, cada vez me acercaba mas a su cuerpo
esperando que el sintiera como me calentaba y el experimento dio resultado, al
cabo un rato Edgar ya me tenía contra la pared me besaba a apasionadamente
metiéndome su lengua en mi boca y sus mano derecha comenzó a recorrer mi muslo
hacia arriba subiéndome la minifalda que llevaba puesta, su verga ya estaba
totalmente parada y la frotaba contra mí, en ese momento me separé de el y le
pedí que fuéramos a otro lado. Me tomó de la mano y me llevó escaleras arriba a
un cuarto que parecía de juegos, me subió a la mesa de billar que había en el
centro y se colocó sobre mí.



En ese momento yo no sabía que hacer, estaba muy excitada,
sin duda alguna Edgar sabía como manejar a una mujer, en ese instante lo único
que le pude decir era que aún era virgen, por un momento se quedó mirándome y
despues con una sonrisa me dijo, "no te preocupes no te va a doler, lo prometo,
voy a ser suave, pero la verdad es que te me antojas mucho".


Comezó a subirme la falda poco a poco, cuando tubo al
descubierto mis bragas, las hizo a un lado, con lo que se pudo dar cuenta de que
yo estaba muy caliente y empezó a frotarme con los dedos el clítoris, yo sentía
arqueadas de electricidad que recorrían por mi cuerpo y me hacían gemir de
placer, de un momento a otro paró y puso su cara entre mis piernas y comenzó a
chuparme el coño, pasando su lengua de arriba abajo y tocando mi clítoris, yo ya
no soportaba más, comencé a desabrochar mi blusa, dejando mi sostén a l aire,
cuando Edgar se dio cuenta de esto trepó hasta mis senos y los liberó del
sujetador para comenzarlos a besar, morder y chupar, con su lengua me frotaba
los pezones, lo que ocasionó que se me pusieran duros y aún con más fuerza me
los chupaba.


Cuando tuve a Edgar lo suficientemente cerca de mi boca le
suplique que me lo metiera, que ya no aguantaba más, que lo quería dentro, así
que se abrió el zipper y de la abertura de sus boxers sacó la verga más grande
que he visto, el momento de verla, se me antojó chuparla como ya se la había
chupado antes a Cesar, me levanté un poco y con mis manos la jalé para
llevármela hacia la boca, donde cuando ya la tenía dentro sentí su sabor y su
grosor; comencé a chuparla frenéticamente, como si ese pedazo de hombre fuera el
último sobre la tierra y yo lo tuviera para mí sola; los gemidos que dejaba
escapar Edgar, me hacían saber que le gustaba; de repente se separo de mi boca y
me dijo "ahora sí vas a saber lo que es tener a un hombre dentro" y poniendo
primero la punta en la entrada de mi coño comenzó a empujar, al principio
encontró un poco de resistencia y yo un dolor que me dejó sin aliento, no podía
gritar, tenía las sensaciones revueltas, no sabía si pedirle que me dejara o que
lo siguiera haciendo, las lagrimas invadieron mis ojos y unas cuantas escaparon
de ellos mientras Edgar terminaba de meter su miembro hasta el fondo de mi ser,
una vez que lo tubo dentro, comenzó a moverlo de adentro hacia fuera, de repente
rápido y de repente lento, con cada penetración que me hacía sentía menos dolor
y cada vez más placer hasta que ya no quería que se saliera, mientras se movía
dentro de mí me tocaba las nalgas, me mordía y besaba los senos y se movía cada
vez más rápido hasta que me dijo "me vengo, quítate", yo no podía quitarme,
quería seguir sintiéndolo dentro de mí, de pronto un gesto de su cara y un calor
dentro de mí de dijeron que ya se había venido, para mí fue maravilloso, porque
las pulsaciones de su miembro dentro de mí habían terminado de hacer el trabajo
y logre alcanzar mi primer orgasmo.



Después de un rato que nos tomamos para recuperar el aliento
salimos del cuarto y nos dirigimos con todo el grupo el por su lado y yo por el
mio, hasta llegar con Cesar, en ese momento, me dijo, donde te metiste?, salía
tomar un poco de aire, estaba un poco caliente...aquí dentro, mirándome me dijo,
hay alguien a quien quiero presentarte. Edgar, ella es Alexa...mi novia, Edgar y
yo nos volteamos a ver con cara de sorpresa, nos tomamos de las manos y con una
leve sonrisa me dijo, "mucho gusto" a lo que respondía con una pícara sonrisa
"el gusto fue mío".


 

Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 2
Media de votos: 8.50





Relato: Mi primera vez con el mejor amigo de mi novio
Leida: 6618veces
Tiempo de lectura: 4minuto/s

 





Documento sin título
Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes
Foro porno
sexo
lesbianas
Contacto
 
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados
porno
peliculas porno gratis
videos porno gratis
telatos porno incesto
porno español
porno español
travestis
peliculas porno
zoofilia
sexo gratis
escorts
sexo madrid
chat porno
webcams porno
fotos de culos
juegos porno
tarot
juegos
peliculas online
travestis