webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
Miriam - 19 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
Vanesa - 22 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
Lorena - Edad 19
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: De orgia con mis amigos negros


 


Relato: De orgia con mis amigos negros

  

DE ORGIA CON MIS AMIGOS NEGROS


"Mis amigos yo conocemos un matrimonio con el cual mantenemos
relaciones intimas"



La ultima vez que estuve con ellos, Patricia, la esposa, me
comento que tenia ganas de ver a mis amigos Raul, Nestor y Richard y cuando le
comente que tenia un nuevo amigo, me refiero a Mario, que era muy buen mozo y
que ademas estaba muy bien "dotado" sus ganas se hicieron mas urgentes. Ella, a
su vez me comento que desde hacia poco conocian a una pareja formada por una
chica muy bonita y su "novio" y que estaba segura que mis amigos iban a quedar
encantados con ella.


El marido de Patricia que se llama Guillermo es el doctor en
cuya clinica nos hacemos los analisis de H.I.V; es un hombre que al igual que mi
papi le gusta ver a su mujer gozando con otros hombres y tambien con mujeres.
Por lo tanto nos pusimos de acuerdo en pasar todos una noche en el chalet que
ellos poseen en Chacras de Coria .






Hable con mis amigos para fijar los detalles de dia y hora.
Le pedia a Patricia que me diera mas detalles respecto a la chica y al novio. Me
dijo que la chica tenia 22 años, que hasta ahora junto con su novio no habian
tenido sexo grupal. Las unicas experiencias swinger, por otra parte muy
satisfactorias, habian sido con ellos en tres oportunidades. La chica tiene el
cabello negro, muy blanca de piel, algo delgadita, pero muy femenina y con un
cuerpo delicado, cimbreante, muy atractivo. Es secretaria ejecutiva en una
empresa muy grande de la capital. El novio tiene 26 años, le falta poco para
recibirse de medico, es de buen nivel economico y por ahora lo mantienen sus
padres. La chica, segun Patricia, llegado el momento, se torna muy ardiente,
pero es de caracter muy timido, le cuesta arrancar, por lo que tuvo que emplear
todas las artes de persuasion para que sobre todo ella, dado que el novio no
puso objecion, aceptara participar en una reunion de sexo grupal.


Tambien le conte de Laurita, la "novia" de Mario, pero
Patricia estimo conveniente conocerla en otra oportunidad. Conozco muy bien a
Patricia, es bastante pervertida y si bien no me lo dijo, me di cuenta que ella
no queria que hubiera mas mujeres que ella, yo y Alicia, asi se llama la chica,
para divertirnos a lo grande con los seis tipos que iban a estar presentes.


Ante la perspectiva de una noche de intenso placer no dejaba
de pensar y de esperar ansiosa que llegara el momento.


Nos quedamos en encontrar a las 10 de la noche de un viernes
en el chalet de referencia. Mis amigos, excepto Mario, ya lo conocian porque
habian estado varias veces con anterioridad en circunstancias similares. Ya he
vivido algunas situaciones parecidas pero a pesar de eso, mi excitacion iba
aumentando mas y mas a medida que el momento se acercaba. El viernes, ya
anocheciendo, cuando me estaba bañando en casa, luego de hacerme un enema, no
pude evitar acariciarme las tetitas, apretarme los pezones, acariciar mis zonas
genitales y tambien las nalgas y meterme en el culito los dedos enjabonados
pensando en las enormes vergas negras que mis amigos me iban a meter.





Mi mami postiza es mi confidente y a veces mi compañera en
actividades sexuales. Estaba en mi dormitorio cuando salia del baño. Se entero
por Patricia que el doctor esta muy caliente conmigo y me sugirio que,
aprovechando la cara de nena que tengo, fuera vestida cono una nenita
quinceañera, como una escolar sabiendo que de esa manera el hombre se iba a
volver loco. La idea me encanto porque mi negro preferido, Raul, que Uds. deben
de conocer de mis relatos anteriores, se calienta terriblemente cuando estando
en sus brazos hablo como una nenita tonta e ingenua, toda mimosienta y
falsamente temerosa de las dimensiones de su verga.Como deben de saber soy una
chica muy exhibicionista. Cuando estoy con mis amigos me gusta provocarlos y
dejarlos bien calientes, con la pija bien dura para que cuando se saquen las
ganas conmigo lo hagan con desesperacion. Me puse una tanguita bien diminuta,
elastica, de color celeste que se ajusta suavemente a mis redondeces.


La parte de atras es una triangulito muy pequeño y por
delante, tambien es un pequeño triangulito transparente . Mis labios genitales
forman una protuberancia muy excitante a guiarme por lo que me manifiestan los
intimos. No uso sosten dado que mis senos son duros, paraditos y muy chicos,
pero eso si, con unos pezones grandes como garbanzos. Como era una noche
bastante fresca me puse unas medias de nylon, color carne, con auto sosten y
encima unos soquetes de lana de color blanco, calzado deportivo, una mini super
corta y suelta de tela escocesa que a la menor inclinacion de mi talle permitia
que mis muslos e incluso parte de mis gluteos quedaran expuestos . Muy poco
maquillaje . Me peine y me hice una colita con un prendedor. El mirarme al
espejo provoco en mi mente reminiscencias de mis años escolares. La diferencia
era que ahora lucia unas piernas mas rellenas, mas largas y un culito bien
paradito, mas grande y mas redondito .


Si hubiera ido al colegio como estaba ahora me habrian
llamado al orden. Aun con menos carnes recuerdo que en aquella epoca algunos
profesores no dejaban de mirarme las piernas aunque en forma disimulada. Me puse
una camisa de tela transparente de color verde claro y un tricot de lana.
Viendome asi nadie podia imaginarse que dentro de una hora o dos varios tipos
grandes como ranchos me iban a vapulear y a meterme sus estacas en todos los
orificios del cuerpo y que iba a gozar junto con Patricia y la otra chica como
una verdadera putona. Conduciendo sola mi modesto Fiat y con mi mente llena de
pensamientos impudicos que me humedecian la tanguita me dirigia al lugar del
encuentro. Es un chalet con terreno muy arbolado lo que lo hace muy discreto,
nadie sabe quien entra o sale y menos en horas de la noche. El matrimonio lo
habia adquirido hace aproximadamente un año . El objetivo principal era disponer
de un lugar comodo y discreto en donde satisfacer sus apetitos sexuales en
compañia de gente amiga. Son personas muy ardientes, lindas y de modales muy
agradables y muy...pero muy liberales cualidades que hace muy placentero el
hecho de relacionarse intimamente con ellas. Cuando llegue la luz del porche
estaba encendida y salio a recibirme ella: Patricia.


Luego de darme un beso en la mejilla y de elogiarme un poco
me hizo pasar a la amplia sala de recepcin. Toda la casa estaba amueblada con la
mente puesta en el motivo para la cual habia sido adquirida. La estufa a leña a
pleno entibiaba el ambiente en forma deliciosa contrastando con el frio que
reinaba en el exterior. A traves de las ventanas podia ver como las ramas altas
de los arboles eran sacudidas por un fuerte viento. Piso totalmente alfombrado,
dos sofas, grandes, con respaldos y posa brazos, dos individuales, una especie
de divan curvo sin posa brazos ni respaldo con almohadones multicolores, un
bargueño, un mueble en donde estaba el equipo de audio, la TV. y el video. Al
ver el equipo de audio me acorde que podia haber traido mis ropas de odalisca.
Bueno...en fin...


Sentados en uno de los sofas estaba la chica, Alicia, y era
verdad, tenia un rostro muy bonito y delicado, exquisitamente maquillado, ¡ojos
celestes!, cabello renegrido, largo, lacio con las raya al medio, vestido negro,
bastante corto que permitia ver unas piernas largas, blancas con una
pantorrillas de lineas muy agradables y el nacimiento de sus muslos. Tenia
zapatos negros de taco alto. Se levanto para darnos un beso en la mejilla. Debia
de medir como 1, 75, yo mido 1.70 y era mas alta que yo. De su cuerpo emanaba un
perfume delicioso. La idea de tener sexo con ella me agrado desde el primer
momento. Su amigo era un chico de cabello negro, mas alto que ella, mediria
1.80, rostro agradable sin ser un Adonis, estaba de traje y corbata, lo que me
llamo un poco la atencion. El Dr. es un señor de unos cuarenta años mas o menos,
alto, fornido, con un poco de pancita, cabello negro, plateado en las sienes. Un
veterano como los que me gustan a mi, al estilo de mi papi. Mi papi y mi hermano
fueron participantes de algunos de mis relatos y creo que lo van a ser tambien
de algunos futuros. Vamos a ver...


Me hicieron lugar entre Alicia y el Dr.


¡Que linda que sos!!! le dije a Alicia y me salio del alma,
era sincera.


Vos tambien sos preciosa respondio, me dijo Patricia que
tenes 22 años, pero la verdad es que aparentas bastante menos. continuo
diciendo.


Todo el mundo me dice lo mismo y la verdad es que quisiera
aparentar los que en realidad tengo.


Tiene carita de nena comento el Dr. pero siempre tuvo un
cuerpo muy lindo, y de un año a esta parte esta mas rellenita. ¡Infartante!!!


La verdad que si. comento ella.-


En ese momento se acerco Patricia empujando una mesita con
ruedas sobre la cual habian varios vasos y una botella de whisky, una de cerveza
y otra de refresco.


¿Jocelyn, los otros invitados a que hora iban a venir?. me
pregunto.


Pienso yo que estaran por llegar respondia.


Me dijo Patricia que son negros ¿verdad? dijo Alicia
dirigiendose a mi.


Tres de ellos, Raul, Nestor y Richard, Mario no es tanto.


¿Negros? exclamo el amigo de Alicia poniendo cara de pocos
amigos. Alicia, ¿vos sabias que eran negros?


Presentia problemas. Lo que dijo y sobre todo el tono en que
lo dijo hicieron que de inmediato me cayera antipatico y dude desde ese momento
de la posibilidad de tener sexo con el. Me revienta ese tipo de gente.


¡¡Si;, sabia que eran negros!!! ¿Hay algun problema?
respondio Alicia desafiante y bastante enojada.


¿Y te pensas acostar con ellos?


No se, si estan bien y me agradan pienso que si... ¡es lo que
acordamos! ¿no?


¿Con los cuatro? interrogo entre asombrado y enojado.


Cuado viniste sabias que iban a venir cuatro hombres y ahora
porque te enteras que son negros te parecen demasiados.- ¡¡¡Haceme el favor!!!
Para que lo sepas. ¡¡si, con los cuatro!!!


Pensa lo que vas a hacer respondio amenazante.


Ya lo tengo decidido.


Entonces, yo me voy.


Andate, hace lo que quieras.


Por suerte el tipo hizo lo que dijo. Sin saludar a nadie, se
levanto y se fue.


Todo sucedio muy rapido.


¡Este hombre esta loco!! comento Patricia.


Por favor, Alicia, quedate tranquila. Si queres te llevo
hasta tu casa y vemos si nos vemos otro dia. le dije.


Si quieres te llevo yo agrego Guillermo, el doctor.


¡No, de ninguna manera! Vamos a hacer de cuenta que no paso
nada. Es un tipo muy engreido, esto lo veia venir, se cree que soy su esclava y
que siempre va a hacer lo que a el se le de la gana. ¡Que se vaya al diablo! ¡Ya
me termino de aburrir! Por favor Jocelyn, que tus amigos no sepan lo que paso.
Quiero conocerlos y pasarla lo mejor posible con todos Uds.


Seria una chica timida, aunque no lo parecia, pero que tenia
caracter...¡vaya que lo tenia!


¡Ay Alicia, sos divina! Haces bien, estoy segura de que no te
vas a arrepentir dijo Patricia ya sentada a su lado mientras le acariciaba el
cabello y las mejillas en forma cariñosa.


Justamente en ese momento se sintio un bocinazo. Eran mis
amigos que habian llegado. Alicia se quedo sentada . Patricia se acerco al
equipo de audio. Guillermo y yo fuimos hacia la puerta. Cuando el Dr. la abrio
lo primero que vi fue la sonriente y simpatica figura de Raul y detras de el el
resto de la tribu.


¡Hola, muchachos! ¿Como estan? Pasen. saludo Guillermo,
dandoles la mano a medida que traspasaban el umbral de la puerta.


Luego de poner en marcha el audio con una musica brasileña
lenta Patricia se acerco a nosotros besando en la mejilla a cada uno de los
recien llegados.


Me olvide de decirles como es Patricia. Todas las personas
que son amigas de mi papi son, sin excepcion, gente muy linda. Sobre todo las
mujeres ya que en eso influye mucho el gusto de mi papi. Tambien reconozco que
tiene buen gusto para los hombres. Patricia es como dicen mis amigos una hembra
infernal.


Es linda de cara, pero a la vez transmite la idea de
ser....vamos a decir...muy putona. Una se da cuenta en la manera de mirar, su
rostro transmite sexo por todos lo poros, lo mismo que su cuerpo. Es de mi
altura, un poco mas entrada en carnes, pero muy bien distribuidas, con una
cinturita de avispa, cabello rojizo, ojos verdes. Como dice Raul: "es una mujer
que de solo verla te calienta". Su caracteristica mas descollante son sus tetas.
Son enormes, grandes como melones, pesadas, blancas, erguidas, desafiantes y de
piel suave. Ella se siente muy orgullosa de ellas. La comprendo perfectamente y
en cierto modo, la envidio un poco. Por lo menos en lo que a las tetas se
refiere.


Cuando paso la noche con ella y su marido estoy ratos
aferrada a cada una de sus tetas con ambas manos, deleitandome, succionando sus
pezones mientras rozo mis labios genitales en sus muslos. He tenido infinidad de
orgasmos de esa manera. Ella se deja hacer, provocandome, ofreciendome sus
melones al mismo tiempo que me dice palabras soeces hasta que llego al orgasmo
con mi rostro entre sus tetas empapadas por mi saliva. En ocasiones le pide al
marido que se masturbe y acabe encima de ellas. Yo aprovecho para chuparle la
pija a el y tragarme toda la leche depositada en sus tetas. ¡¡Guau!!! ¡Como me
gustaria tener un par de tetas como las de ella! Se lo comento y me responde que
me quejo de llena, que mis tetitas son preciosas y que a los hombres les gustan.
¡Pero no le creo!!! ¡Menos mal que estoy buena de otros lados!!!!


Me fui un poco del tema. Patricia tenia puesta una mini de
tela jean con un tajo por delante, zapatos negro de taco alto, lucia un tricot
de color verde oscuro que la hacia lucir muy bien con el color de su cabello y
su rostro maquillado. Demas esta decir que no podia ocultar el tamaño de sus
tetas . Las montañas de su tricot la denunciaban.





A pesar de sonreir cuando mis amigos la saludaron y la
besaron en la mejilla Alicia denotaba estar un poco nerviosa. ¡No era para
menos! Todos sabiamos el motivo de la reunion y ella era la primera vez que iba
a participar en una de este tipo. Yo tenia un poco de miedo de que no se
animara, que mis amigos no le gustaran y que decidiera dar marcha atras.


Nos sentamos todos bebiendo whisky, con buena musica y en un
ambiente comodo y tibio comenzamos a charlas sobre temas varios. Alicia
participaba poco y respondia sonriendo un poco nerviosa a las preguntas que
alguien le hacia. Sus sonrisas mas amplias fueron la consecuencia de algunos
chistes de mi "amigo" Raul que para eso es mandado hacer.


Alicia, voy a ir al baño, seguime que quiero hablar contigo
le dije al oido Estaba sentada a mi lado.


Me levante y me siguio. Ya en el le pregunte.


Patricia, te noto un poco nerviosa. ¿Estas asustada? ¿Queres
dar marcha atras? Mira que nadie te obliga.


Si, ya se, pero estoy muy nerviosa. ¡Que queres que haga, no
lo puedo evitar!


¿Te caen bien mis amigos?


Si, con ellos no pasa nada, parecen macanudos, es que estoy
muy nerviosa.


Bueno, tranquilizate, tomate algun whisky, vamos a bailar y a
chivear un poco.- ¿Estamos?


Bueno, O.K.


Volvimos a la sala. Me dirigi al equipo de audio, puse una
musica con ritmo tropical, lento, sensual, ideal para bailar provocativamente
como me gusta a mi.


Al llegar a la sala ella titubeo respecto en donde sentarse.
Mario la saco de la duda indicandole un lugar a su lado. Ella respondio con una
sonrisa y se sento en el lugar indicado.


Me propuse poner un poco de picante al ambiente. Comence a
bailar sola en el espacio central. Puse las manos en mi cabeza y comence a
contonearme de la manera mas sensual posible. Al mover mi pollerita cada uno de
ellos podia ver mis muslos y casi seguro mi tanguita al dar algun giro. Esta mal
que lo diga pero asi como Patricia esta orgullosa de sus tetas yo lo estoy de
mis piernas y de mi culito.





Procedia a pararme delante de Raul y de Alicia. Los miraba a
ambos haciendo gestos morbosos con mi cara sin dejar de contonearme. Raul se
levanto para bailar conmigo, .


¡No, con ella!!- le dije señalando a Alicia.


El se paro delante de ella y le hizo una reverencia a la
antigua. Ella, animada ante la ocurrencia, no pudo menos que sonreir,
levantarse, y ponerse a bailar y la verdad es que sabia contonearse muy bien.


Logrado parte de mi objetivo seguia contoneandome. Esta vez
frente al Dr. que estaba charlando al lado de Raul.


Patricia estaba en otro sofa flanqueada por Nestor y Richard.
Una de sus manos estaba apoyada en el bulto de Nestor mientras hablaba con el
rostro muy cerca del de Richard.


Alicia siguio bailando, ahora, muy pegadita a Mario,
charlando y con sus brazos rodeandole la cabeza, aparentemente muy acaramelados.
Evidentemente los acontecimientos se estaban desarrollando de muy diferente
manera a como habiaan comenzado. ¡Menos mal!!


Me sente en la falda del medico y estire mis piernas,
completamente al aire en direccion a Raul.


¡Sacame los championes! le pedia.


¡Como no, mi amor!! me respondio y lo hizo besandome y
lamiendome las pantorrillas al mismo tiempo.


Los soquetes tambien.


¡Ud. manda mi amor!


Lo hizo sin dejar de lamerme las pantorrillas. Mientras tanto
el Dr. me decia obscenidades al oido y me manoseaba con su manos debajo del
tricot.Todo esto hizo que me empezara a calentar. Me saque el tricot. El Dr.
cuya pija ya la sentia dura apretada por mis nalgas desabrocho los botones de mi
camisa y sus calidas manos aprisionaron mis tetitas.


¡Que rica que estas Gabrielita! ¡Que ganas que tenia de estar
otra vez contigo!!! me decia.


¿De veras, papito? ¿Tenes muchas ganas de cogerme? le
contestaba toda mimosa.


¡¡Tengo unas ganas terribles de metertela toda!!!


¡Por donde tenes ganas de metermela, papito?


Por la conchita, por el culito, en la boquita, por todos
lados, cosita rica!!!!


¿Las medias tambien? pregunto Raul.


¡Si! respondi las medias tambien.


Raul se arrodillo frente a mi. Yo tenia la pollerita toda
arrollada casi hasta la barriga. Abri las piernas para facilitarle la tarea y
tambien, por que no, para que se calentara. Me gusta tener un par de machos
muertos de calentura sobandome, besandome, chupandome y diciendome chanchadas.
¡Me calienta horrible y me hace poner puta.¡


Raul abarco con sus manos uno de mis muslos e hizo deslizar
la media lentamente a lo largo, sin dejar de pasarme la lengua hasta llegar al
pie. Luego hizo lo mismo con la otra media.


Alicia y Mario bailaban muy juntos cerca de nosotros. Ella se
sonrio. Evidentemente no se habia perdido detalle de lo que estabamos haciendo .


¿La bombachita tambien? me pregunto Raul.


¡No, la bombachita todavia no!!!


¡Jocelyn, estas descalza! sentia decir a Patricia. Te voy a
traer unos zapatos.


Fue al dormitorio y se aparecio con un par de zapatos negros
de taco alto.


¡Toma, ponetelos, que los tacos altos te ponen divina!!!


La idea me encanto. Me sedujo la idea de bailar de tacos
altos, con la pollerita y la blusa desprendida.


¡Dale, Raul, ponemelos!


Me los calzo enseguida. Me puse de pie para seguir
contoneandome al ritmo de la musica. Cuando Raul se puso de pie para volver a
sentarse en el sofa el bulto que tenia en su bragueta era impresionante.


Patricia se paro a mi lado.


Jocelyn, quiero bailar con Mario.


Espera un poquito que le digo a Richard que invite a bailar a
Alicia y asi aprovechas vos.


Me acerque bailando provocativamente hasta el sofa en donde
estaban Richard y Nestor y les pedia que fueran a bailar con Alicia.


Cuando Alicia practicamente se despego de Mario y comenzo a
bailar con Nestor, Patricia aprovecho y se acerco sonriente y sin mediar
palabras abrazo a Mario y comenzaron a bailar muy apretaditos.


Volvi al sofa en donde estaban Raul y el Dr. Me levante la
pollera para calentarlos con la vision de mis piernas y mi barriga, con la
conchita tapada con la diminuta tanga.


Richard se acerco a la pareja formada por Alicia y Nestor y
se unio a ellos tomandola a ella de la cintura desde atras. Al sentir la
presencia de Richard detras de ella, Alicia giro la cabeza sonriendole.
Evidentemente se estaba desinhibiendo rapidamente.


Mario y Patricia bailaban muy cerca de mi. Al verla tan cerca
moviendo sus caderas Raul hizo lo mismo que Richard con Alicia. Se acerco a
Patricia por atras y sin mediar palabras, aferro sus enormes tetas por encima
del tricot al mismo tiempo que, con toda seguridad le hacia sentir la dureza de
su enorme verga en el trasero. Evidentemente Patricia se propuso acelerar los
acontecimientos. Se saco el tricot dejando a descubierto sus descomunales tetas.
Son grandes pero de formas muy provocativas. Sus blancas tetas pugnaban por
escaparse del negro sosten que las aprisionaba. El calor que irradiaba la estufa
a leña y el ardor que se estaba apoderando de nuestros cuerpos hicieron que
comenzaramos a despojarnos de nuestras prendas. Al ver lo que hizo Patricia,
Raul y Mario hicieron lo mismo. Desnudaron sus torsos.


Ella ya en la pendiente que lleva al desenfreno, mirando
sonriente y descarada a su marido, se dejaba manosear los senos por Raul al
mismo tiempo que se besaba apasionadamente con Mario.


El Dr. me habia desprendido la pollera y yo misma procedi a
sacarme la camisa y casi desnuda, solo con la tanga y de zapatos comence a
contonearme lubricamente frente a el rotando mi cuerpo en mis contoneos para que
se calentara con la vision de mis nalgas que la tanga metida en mi raja permitia
verlas totalmente.


Con las piernas entreabiertas y los pies clavados en el
suelo, bailaba ahora frente a el mirandolo lujuriosamente, acariciando mi
conchita con la palma de la mano por debajo de la tanga, ahora dandole la
espalda, acariciandome los gluteos. El hombre evidentemente tenia una calentura
que volaba y corriendo el cierre de su bragueta saco a relucir su verga y
comenzo a manosearsela sin dejar de mirarme con el deseo reflejado en su rostro.


Yo tambien ante el giro que estaban tomando los
acontecimientos y por el hecho de poder exhibirme impudicamente de la manera que
lo estaba haciendo estaba con una calentura de novela.


¿Y que les cuento de Alicia? Los habiles manoseos de Richard
y Nestor estaban dando excelentes resultados . Muy cerca de donde estaba yo
estaba ella, ahora sentada en el borde de un sofa flanqueada por mis negros
amigos. Estaba en el borde del mismo con las piernas abiertas de par en par.
Unas piernas esculturales, largas, enfundadas en medias de nylon. Aunque no lo
crean se estaba besando apasionadamente con ambos. Mientras se besaba con uno el
otro le acariciaba la conchita por encima de la bombacha. Algunos botones del
vestido habian sido desprendidos lo que permitia a ambos machos acariciarle y
chuparle los senos en forma directa.


Yo tambien habiendo iniciado las acciones que terminarian en
una orgia desenfrenada le dije al medico que se parara. Aferre su verga y
tironeado de ella me dirigia al sofa en donde estaba Alicia. Lo hice pararse al
lado de Richard. Me arrodille frente a el, le desprendi el cinto y le baje los
pantalones y el calzoncillo al mismo tiempo. Su pija erecta al maximo se
balanceaba tentadoramente delante de mi cara. Lo empuje suavemente para que se
sentara al lado de Richard y alli delante de ellos tres comence a masturbarlo
lentamente con mi mano izquierda, ya que lleve; la derecha hacia el cierre de la
bragueta de Richard. Adivinando mi intencion, el mismo, procedio a correr el
cierre. Introduje mi mano. Al sentir la tibieza y el grosor tremendo de su verga
un estremecimiento recorrio todo mi cuerpo. En ese momento Alicia estaba
besandose apasionadamente con Nestor con sus fabulosas piernas abiertas de par
en par. Giro su cabeza y se fijo en lo que yo estaba haciendo con una pija en
cada mano. Nuestras miradas se cruzaron. Me doy cuenta enseguida cuando una
mujer esta caliente. ¡Y ella si que lo estaba!!!! Tenia razon Patricia. Alicia
podria ser timida pero tambien era muy calentona. Y por lo visto la vision del
vergajo descomunal de Richard la calento aun mas. Cuando giro su cabeza para
besarse con Richard llevo casi inconscientemente su mano en direccion a su pija,
aferrandola.


Les dire que me encanta chupar pijas, manosearlas, empaparlas
en mi propia saliva, chuparlas, lamerlas hasta que el hombre grite como un loco
y parezca que va a reventar. Pajearlas rapidamente hasta que salten los chorros
de leche que me embadurnen toda la cara y tragarme toda la que puedo. Por
supuesto, hacerlos acabar despues que me la hayan metido por todos lados. He
sido poseida por unos cuantos machos, `primero empece a coger con mi papi, que
la tiene bastante grande y gruesa, luego me fueron presentados Nestor, Richard y
Raul, mis actuales amigos que son tremendamente dotados, especialmente Raul.,
Luego fui a Florianopolis en donde mi amiga Ursula parece que me hubiera
presentado a los negros mas dotados de todo Brasil. Cuando vine de Brasil tuve
oportunidad de conocer a Mario que junto a un brasilero pelirrojo que se llama
Marcos son los dos tipos con las vergas mas largas y gruesas que he conocido.
Quiero decirles


que la unica pija mas o menos normal, es la del Dr., de unos
20 cms. Digo esto porque es la unica que he podido engullirme en su totalidad,
hasta la base misma.


Esto ultimo fue lo que me enseñaron el Dr. y Patricia:
aprender a no respirar y empujar la verga hasta mas alla de la campanilla y
despues retirarla lentamente sin dejar de succionar, al mismo tiempo que con la
mano, apenas pueda tomarla, estirar el prepucio hacia abajo para que el glande
quede bien tirante y mas sensible. Al hacer esto los gemidos del pobre hombre
resonaban por toda la sala.


A esta altura Mario y Raul estaban completamente desnudos con
sus pijas completamente duras . Estaban los dos parados, manoseando y besando a
Patricia en el cuello, en los hombros, manoseando sus enormes tetas que estaban
fuera del sosten. Ella con una verga en cada mano dejandose hacer con los ojos
entrecerrados. Sin dejar de hacer lo que estaban haciendo el grupo de los tres
fue acercandose a la puerta que daba al dormitorio. Nosotros, tambien nos
levantamos, yo con la pija del doctor y de Richard una en cada mano y Nestor con
Alicia en sus brazos, aun vestida pero con el vestido con algunos botones
desprendidos. Uno de sus apetitosos senos habia escapado de la prision de su
rojo sosten y lucia muy sabroso. Nos dirigimos todos en direccion al dormitorio
tras los pasos de la dueña de casa. El dormitorio, mas que un dormitorio, era un
verdadero cogedero. Habia una cama muy amplia con un inmenso espejo del lado de
la cabecera, al costado separado unos 50 cms. un mullido sofa cama ya
desplegado, frente a ellos contra la pared otro sofa cama, al costado de este
una TV. de pantalla gigante, un placard y una comoda, tambien con un gran
espejo. Una puerta cerrada daba al baño. El piso completamente alfombrado. Una
estufa a gas entibiaba deliciosamente el ambiente. Todo invitaba a dejar pudores
de lado y entregarse desenfrenadamente a los placeres del sexo o diciendolo de
una manera mas abierta y grosera todo invitaba a ponerse a coger a destajo. Me
gusta describirlo de esta manera porque recordando todo lo que paso no puedo
evitar calentarme y ponerme boca sucia.


Yo tenia unas ganas locas de acostarme en cualquier lado y
empezar a chupar lo que estuviera mas cerca de mi boca y tambien de hacerme
chupar toda, pero tambien me moria de curiosidad por ver que pasaba con Alicia.


Ya en el dormitorio lo primero que vimos todos fue a Mario y
a Raul sentados en el sofa que estaba frente a las dos camas y a Patricia
arrodillada entre los dos. Con una mano tenia aferrada la enorme pijota de Raul,
gruesa (6), larga (27), venosa y en la boca, abierta al maximo, el glande de la
pijota de Mario que era lo unico que le cabia, ya que es de (8) de gruesa y (32)
de larga. La de Mario y la del brasilero Marcos son las pijas mas enormes que he
tenido el placer de disfrutar hasta ahora y pienso que va a ser muy dificil
conocer a otras que las igualen. Podria ser si fuera otra vez a Florianopolis y
Ursula me presentara a alguno de sus amigos.


Intencionadamente, remolcando al Dr. agarrandolo de la pija,
me dirigi al sofa cama y me acoste con el a mi lado. La cama matrimonial, estaba
libre para Alicia y mis dos negros amigos. Mario y Raul se despojaron
rapidamente de la ropa y se acostaron en ella. Miraban a Alicia como
esperandola, provocandola sacudiendo sus enormes vergajos negros. Tanto
Patricia, como Raul, Mario y yo masturbando al Dr. acostado a mi lado estabamos
un poco expectantes.


Alicia estaba parada al costado de la cama, muy seria y sin
dejar de mirar las enormes vergas que aquellos negros le estaban ofreciendo.
Termino de desabrochar unos botones de su vestido y se lo saco rapidamente por
la cabeza. Vestida lucia muy elegante con su vestido negro, ajustado, pero tanto
mis amigos como yo quedamos muy sorprendidos ante la descomunal belleza de su
cuerpo. Unos senos medianos, firmes, redondos, una cintura fina pero unas
caderas y unas piernas fabulosas. Se termino de sacar el sosten y la diminuta
tanga roja. Tambien su culito era precioso, con nalgas carnosas, redonditas,
separadas por una raja deliciosa. Un deseo loco de chuparla toda y hacerme
chupar por ella se apodero de mi.


Mario y Raul le hicieron lugar y ella se acosto entre ambos.
No pude resistir mas.


Espera un poquito le dije al doctor. Haceme un lugarcito le
dije a Nestor que estaba de nuestro lado. Muerta de calentura me acoste entre
Nestor y Alicia. El contacto de nuestras carnes me estremecio. Enseguida me
ubique de costado y puse uno de mis muslos encima de Alicia acercando mi cara a
la de ella.


¡Que buena que estas, Alicia! le dije al oido.


¿Te parece? me respondio esbozando una sonrisa.


Tengo ganas de chuparte toda


No me respondio pero mantenia la sonrisa dibujada en sus
labios.


Acerque mis labios a los de ella. Al verlos bien de cerca los
veia temblorosos, rojos, humedos, entreabiertos, tentadores. Nuestros labios se
unieron e introduje mi lengua en su boca. Me estremeci cuando note que mi lengua
era succionada por ella. Se abrazo a mi cuello, me ubique encima fregando mi
conchita en su muslo. Sentia su cuerpo contonearse mientras ella tambien rozaba
su conchita sin vellos, depilada prolijamente, contra mi muslo. Sentia mis
nalgas manoseadas por una mano que vi que era la de Mario al mismo tiempo que
rozaba mi ano con uno de sus dedos.


Te voy a chupar la conchita, Alicia.....¿ me dejas?.


Si;...Jocelyn...haceme lo que quieras.


Meti mis rodillas entre sus muslos y comence a retroceder
arrodillada hacia mi objetivo, lentamente, bañando en saliva y succionado antes
sus pezones deliciosos, lamiendo la zona del estomago, del ombligo, deslice mi
lengua hacia su zona pubiana, la suavidad y el perfume de su piel eran
embriagadores. En ese lugar me abrace a sus muslos enfundados aun en las media
de color carne. Finalmente quede arrodillada, inclinada con su deliciosa
conchita de labios gordezuelos, frente a mi cara con sus labios genitales cerca
de mi boca. Alicia se contoneaba suavemente esperando...esperando....Sentia unas
manos en mis nalgas. Era Raul que me las estaba separando para dejar mi ano
totalmente expuesto a la boca hambrienta de Patricia. El lengüeteo primero y
luego la introduccion de su lengua viboreante en mi ano me hicieron lanzar un
gemido de placer.


Abri con mis dedos la conchita de Alicia. La vision de la
ardiente boca de su vagina, encarnada, mojada y brillante y la lengua de
Patricia me hundieron en una sensacion de placer sublime, embriagador. Con la
yema de mis pulgares a ambos lados de su clitoris, grande como un garbanzo
comence a titilar velozmente mi lengua rozando apenas el delicioso capullo.- Un
¡aaaahhhhh!! largo, profundo, como lento salio de lo mas hondo de los pulmones
de Alicia. Mire en direccion a su cara. Estaba con los ojos cerrados, moviendo
su cabeza lentamente de un lado a otro, sosteniendo en cada una de sus manos los
enormes vergajos de mis dos machos amigos. Estos a su vez sobaban sus tetas y
sus lenguas recorrian la suave y perfumada piel del cuello y hombros.


Por un momento espere que Raul o Mario me penetraran pero me
di cuenta que ya estaba predetermiando que primero tenian que cogerse a
Patricia. Nestor y Richard a esta altura estarian desesperados por penetrar o
chupar a Alicia.


Todo mi cuerpo necesitaba ser manoseado, mi piel besada y
chupada y sobre todo mi ano y mis organos genitales necesitaban desesperadamente
ser chupados y penetrados. Personalmente, si se quiere independiente de mi
cuerpo, mi alma de hembra deseaba sentirse puta con una pija en la boca y alli a
un costado tenia al Dr. con su linda pija erecta al maximo esperandome,
manoseando su verga y mirando alucinado y con la lujuria en dibujada en su
rostro hacia la cama en donde Alicia y yo nos revolcabamos.


No espere mas. Rapidamente, como una fiera hambrienta cae
sobre su presa me arroje sobre el cuerpo del medico abriendo mis piernas y
poniendo mi concha y mi ano al alcance de su boca y de su lengua. Me propuse
gozar yo y hacerlo gozar





a el todo lo que estuviera a mi alcance. Empape su pija con
abundante saliva que deje caer de mi boca. Esta corrio a lo largo de su verga
mojando tambien mi mano. Hecho esto, la tome por la base, la sacudia para gozar
ante la vision de lo que me iba a tragar, corri el prepucio hacia abajo a
efectos de dejar el glande bien tirante y al maximo de sensibilidad, tal como el
mismo doctor me lo habia enseñado, pase la lengua por su glande a efectos de
sentir el gusto salado del jugo incoloro que brotaba de su orificio e hice que
mis labios comenzaran a reptar lentamente al mismo tiempo que mantenia una
succion casi permanente sobre lo que mi boca iba abarcando. Mi primer macho de
la noche, estaba abrazado a mis muslos. Sentia su lengua hacer todo tipo de
malabares en mi raja, en el ano, en los labios genitales, en el clitoris. Lo que
me hacia saltar de placer y quejarme con





quejidos ahogados por tener la boca ocupada era cuando sus
labios aprisionaban mi clitoris y su lengua titilaba rapidamente bien apretada
contra el mismo. Antes de llegar a la base de su pija hice avanzar mi cabeza
aguantando la respiracion hasta que la pija entro toda en mi boca. Sentia entre
mis muslos los quejidos de placer del macho que tenia debajo de mi cuerpo. Quede
unos instantes, como una ternerita mamona succionando aquella pija enterrada
hasta lo mas profundo de mi garganta.


Cuando mis pulmones empezaron a sentir la falta de oxigeno
empece a retroceder lentamente sin dejar de tironear con mi boca de aquella
sabrosa carne. Repeti esa operacion muchas veces lo que unido al lameteo
enloquecedor a que era sometida me hizo gozar de una manera increible mientras a
mis oidos llegaban diversos sonidos provocados por el placer que estaban
experimentando las demas personas. Tuve al borde del orgasmo varias veces el que
trataba de evitar porque queria que el primero fuera con alguna pija dentro de
mi barriguita.


Deje de mamar y rapidamente me acoste encima de el frente a
frente.


Papito, cogeme que no puedo mas!


Me empujo a un costado, abri mis piernas de par en par, el se
arrodillo entre ellas, con los dientes apretados a causa del deseo, aferre su
verga con ambas manos e hice rozar su glande entre mis labios genitales.


¡Dale, metemela toda! Rogue.


El, tan caliente como yo, me la enterro hasta los pelos
practicamente de un solo envion.-


Sentia su glande golpear contra mi utero. Comenzo a fregarlo
imprimiendo a sus caderas un movimiento giratorio que elevaba mi placer hasta el
delirio.


¡Ay, que bien que me coges!! ¡Revolveme asi hacemela sentir
bien adentro!!!¡Fuerte! ¡Fuerte! ¡¡Rompeme toda!!! ¡Asi!... ¡Asi!...¡Que
delicia!! ¡Quiero pija!!! ¡¡PIJA!!! ¡¡PIJA!!


Sentia un placer morboso en repetir como con furia esa
palabra una y otra vez.


¡¡Mi Dios!!!


Yo gozaba como una puta, con mis talones apoyados en el sofa
cama respondiendo de igual manera a los violentos embates de que era objeto.


¡Date vuelta, mi amor que te quiero comer el culito!


Dijo eso en el preciso momento en que mi orgasmo era
incontenible.


¡Aaaayy! ¡acabo!....¡acabo!!! ¡aaaaaaahh! ¡aaaahhh!


Acabe como puede acabar una yegua ensartada por un semental.


El macho, habilmente se habia propuesto hacerme gozar y lo
conseguia pero evidentemente retenia su orgasmo para poder realizarlo
sodomizandome.


¡Ahora por el culito, mi amor!!


No me pidio que me diera vuelta. Me tomo por ambas piernas
por detras de mis rodillas hasta que estas quedaron al costado de mi cabeza.
Sabiendo lo que queria tome su verga y acerque su glande a mi ano que dicho sea
de paso tambien estaba hambriento.


Me enterro buena parte de su pija de un solo envion.


¡Despacio, papito!!! le dije me gusta que me la metan
despacito, no porque me duela. Quiero disfrutar de cada centimetro de
penetracion. Por eso me gustan las pijas largas como la de mis negros y la de
Mario, o la del brasilero Marcos; parece que no terminan nunca de metermela y
cada centimetro que me entra me transporta al cielo.


Cuando la tenia toda adentro con un ultimo empujon me sacudio
toda levantandome practicamente en vilo.


Comenzo con un delicioso vaiven. Su glande, muy apretadito,
recorria mi recto transmitiendome sensaciones deliciosas. Con la yema de mis
dedos acariciando freneticamente mi clitoris procedia a masturbarme mirando
fijamente con los dientes apretados o haciendole gestos morbosos al macho que
tenia encima.


El Dr., habil cogedor, se habia propuesto gozar el y hacerme
gozar a mi al maximo. Cuando sintio que ambos ibamos a acabar extrajo su pija de
mis entrañas y la acerco a mi cara. Espere su orgasmo con la boca abierta y con
mi lengua en bandeja. Su masturbacion era frenetica y dos chorros de semen
embadurnaron mi cara y de inmediato me introdujo el glande en la boca. Fue
fabuloso, sin dejar de masturbarme logre mi segundo orgasmo en el mismo momento
en que la boca se me lleno de leche, la que trague gozando como una endemoniada.


El hombre se derrumbo a mi lado luego del esfuerzo realizado,
respirando agitadamente igual que yo.


Esporadicamente, mientras cogia, no dejaba de mirar los
acontecimientos que se desarrollaban a mi alrededor. Fue una orgia espectacular.


Como Alicia era empalada por Raul y Nestor al mismo tiempo,
los gritos salvajes que daba eran emocionantes, los ojos desorbitados por la
lujuria, el gozo que sentia, me impulsaron a seguir gozando, y poniendo mi
culito en pompa le dije a Mario que me metiera la pija por el culo, que la
deseaba mucho, no se imaginan la locura de sentir la tremenda enculada que me
dio mi amigo Mario, el tremendo hoyo que me dejo cuando la saco, pero la
satisfacion que me dio ser poseia por esa rica pija.


Como mi relato se esta haciendo muy largo procedo a
enviarselo a ustedes con la esperanza de que lo publiquen. En pocos dias pienso
enviar el complemento de este relato de una noche y un dia maravillosos.


Autor: Jocelyn


Jocelyn23monica- arroba yahoo.com


Nota: espero que me escriban para saber si les gusto el
relato.


Las fotos son para graficar un poco, y no soy yo.


 

Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 1
Media de votos: 10.00





Relato: De orgia con mis amigos negros
Leida: 7983veces
Tiempo de lectura: 25minuto/s

 





Documento sin título
Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes
Foro porno
sexo
lesbianas
Contacto
 
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados
porno
peliculas porno gratis
videos porno gratis
telatos porno incesto
porno español
porno español
travestis
peliculas porno
zoofilia
sexo gratis
escorts
sexo madrid
chat porno
webcams porno
fotos de culos
juegos porno
tarot
juegos
peliculas online
travestis