webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
Miriam - 19 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
Vanesa - 22 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
Lorena - Edad 19
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: Mi abuela me desea


 


Relato: Mi abuela me desea

  

Mi abuela me desea


Mi nombre es Alejandro, vivo en el norte de México, y voy a
contarles lo que me paso hace algunos meses con mi abuela…


Tengo 26 años y soy ingeniero en sistemas, y cuento con mi
propio negocio, y desde hace ya algún tiempo me empezaron a llamar la atención
las mujeres maduras, en especial las que son mayores de 60 años…


Todo comenzó en la casa donde yo vivo, donde también me
acompaña mi abuela que tiene 78 años, vivimos solo ella y yo ya que mi familia
falleció hace 3 años accidentalmente en un autobús cuando hiban de viaje, los
únicos que no hibamos en ese autobús eramos mi abuela y yo, por lo que la
noticia nos impactó mucho, tanto que nos deprimimos, y solo nos hacíamos
compañía ella y yo solos.


Mi abuela se mudó conmigo unas semanas después de la
tragedia, por lo que ya con su compañía ya no me sentía tan solitario.


Mi abuela Rosa, en su juventud habia sido una mujer muy
bella, pero ahora el tiempo ya había hecho estragos en su cuerpo, era de
estatura mediana, tenia el cabello casi completamente cano y las arrugas en su
cara eran notorias, sin embargo esas características en una mujer madura, me
vuelven loco, y solo de pensar de estar en la cama con una mujer asi me excito
demasiado.


Por mi vida ya habian pasado muchas mujeres, ya que tengo la
suerte de ser muy atractivo(1.82m de estatura, blanco, con musculos definidos y
fuertes, buenas piernas, y un pene de 20 cm y grueso que a hecho gritar de
placer a cada mujer con la que he estado). Me gusta vestir vaquero, con los
jeans ajustados que por cierto marca muy bien mi herramienta, pero no quería
ningún tipo de compromiso, solo quería pasarla bien de vez en cuando.


Cuando mi abuela se mudó a mi casa siempre fue muy atenta
conmigo, se encargaba de tener la casa limpia, de tener comida lista, ropa
limpia, siempre se preocupaba de que no me faltara nada, a la vez que me hacía
compañía y yo se la hacía a ella para sentirnos mejor por la perdida de mis
padres y mis hermanos menores.


Un día mientras yo regresaba de mi trabajo y entre en la
cocina, vi a mi abuela agachada limpiando la estufa, y pude ver que no llevaba
sostén y vi como sus senos colgaban de un lado hacia otro, esa visión hizo que
tuviera una erección.


Esa misma noche después de cenar mi abuela y yo conversamos
un poco sobre mis padres y mi abuelo, y traté de cuestionarla sobre el terreno
sexual.




Extraño mucho a tu abuelo hijo, y si han sido muchas las
veces que lo extraño por las noches a lado de mi cama- diciendo esto algo
apenada.




Yo ya habia sorprendido a mi abuela algunas veces mientras
estaba sentado o de pie que me miraba el bulto que mis ajustados pantalones
vaqueros formaban.


Un dia mientras estaba en la cocina me dijo:


"Hijo me podrias hacer el favor de bajarme una olla grande
que esta en un estante de la cocina" yo inmediatamente acerque la escalera,
subiendo para bajar la olla grande, mi abuela se coloco debajo mio para sujetar
la escalera, mientras bajaba la olla, pude observar como mi abuela observaba la
enorme protuberancia que se marcaba en mis pantalones, casi se le salian los
ojos.


Bajandome de la escalera ella dijo:




Hijo llevas muy apretados esos pantalones, mira hasta tu
pajarito se te nota mucho, dijo apenada, aunque bueno ya no es pajarito,
creo que ya a crecido mucho dijo con una leve sonrisa.


Es cierto abuela Rosa, pero asi me gusta vestirme- le
dije.


 




Cuando se llego la noche en mi cama pensaba sobre lo que
habia pasado, y me excite con solo de pensar que mi abuela deseaba mi verga.


Por la mañana como era domingo, no trabaje y todavía me
encontraba durmiendo, solo estaba acostado con un pequeño calzoncillo tipo
bikini de color azul, no habia cerrado la puerta, entonces despertando y
semiabriendo los ojos, vi como mi abuela estaba mirando fijamente mi
entrepierna, decidí llevarlo mas lejos, asi que empece a roncar, para que ella
viera que estaba completamente dormido, asi que ella al notar eso, se acerco mas
a mi, sin dejar de mirar el bulto que habia dentro de mi ropa interior, asi que
acercando su cabeza empezó a oler el bulto, y después vi como empezaba a acercar
su mano para tocarlo, lo rozó con las yemas de los dedos, eso me excitó
demasiado asi que mi verga empezó a pararse, cuando sucedió eso, mi abuela se
asustó y salió rápidamente de mi habitación.


Esto había hecho que mi verga quedara completamente dura, y
tuve que masturbarme para sacar de mi toda mi excitación, hasta que arrojé todo
mi semen fuera. Eso confirmó mis sospechas, mi abuela deseaba mi verga, había
pasado mucho tiempo desde que mi abuelo falleció hace 10 años y ahora su
necesidad de compañía había despertado.


Ese día después de levantarme y desayunar salí un rato a dar
una vuelta y pensar sobre lo que había sucedido, al regresar por la tarde,
estaba buscando a mi abuela, hasta que la encontré, estaba en la lavandería, me
quedé con la boca abierta cuando la sorprendí oliendo los calzoncillos que habia
usado esa mañana, los restregaba contra sus narices y cerraba sus ojos, ella al
darse cuenta de mi presencia inmediatamente los escondió, y apenada me dijo-




Que se te ofrece Alejandrito


 




yo sin darle tanta importancia al asunto, solo dije:


"Nada abuela Rosa, solo quería ver si se encontraba en la
casa" respondí,


dejándola, mi verga reaccionó inmediatamente, mostrando una
enorme erección.


En dos días ella cumpliría 79 años, así que decidi darle el
mejor regalo que pudiera tener-


Llegándose el día la lleve a cenar a uno de los mejor
restaurantes de la ciudad, hablando sobre cosas de la familia, de nuestras
vidas. Al terminar, ofrecí llevarla al cine, pero me dijo que ya se encontraba
muy cansada, y que solo quería ir a casa a descansar.


Llegando a la casa, ella me dio un tierno beso en la mejilla
agradeciendo que estuviera con ella en ese día acompañándola.


Le ofrecí que viéramos una película antes de dormir, ella
aceptó, asi que nos sentamos en el sofá, yo a un lado de ella.


La película contenía algunas escenas sexuales, lo que nos
empezó a inquietar a los 2, mi abuela suspiró.




Yo pregunté: y ese suspiro abuela?


Ella dijo: nada, solo extraño la compañía de mi marido, a
veces me siento muy sola.


Usted no esta sola, me tiene a mi, para hacerle compañía,
le dije, y como vivimos juntos y me gustaría estar asi mucho tiempo, me
gustaría atenderla a usted en todos los sentidos. Me gustaría atenderla como
hombre si usted me lo permite.



En eso mi abuela me interrumpe y dice:



Pero que cosas dices Alejandrito, tu eres mi nieto, el
hijo de mi hija, es pecado eso.


Yo se que usted me desea abuelita Rosa, le dije, se como
me a mirado últimamente, vi cuando olía mi ropa interior que habia usado.



Así que me acerqué a ella, y puse una de sus manos en mi
entrepierna, que para ese entonces mi pene ya se encontraba completamente
erecto.


Ella abriendo los ojos exclamó:



Oh se siente tan duro, acariciándolo sobre mis apretados
pantalones.




Después tomándola de la mano le dije que fuéramos mejor a su
habitación.


Llegando a su recámara, la deposité en la cama lentamente,
empecé a acariciarla lentamente, tocando sus pechos sobre la ropa que tenía,
besando su cuello, empecé a desabotonar el discreto y largo vestido que llevaba,
quitándolo completamente, ella se dejó hacer diciendo:




Ahh si asi tócame hijito, hace tanto que no me
acariciaban.




Comencé a besar y mordisquear lentamente sus senos , que
estaban caídos pero aún así me encantaban, ella solo gemía y disfrutaba.


Después le quite sus medias, y muy lentamente sus grandes
calzones blancos que traía.




Quítate también la ropa hijo, me dijo, quiero verte
también.




Comencé a quitarme mi camisa, y mi abuela gimió al ver mi
abodomen y mis brazos fuertes marcados.


Quité mis ajustados pantalones, y mi pequeña tanga que
llevaba y que apenas podía ocultar mi enorme erección y mis huevos llenos de
esperma.


Mi abuela al verme completamente desnudo se sorprendió y
abriendo los ojos dijo:




Hijo pero que grande la tienes, es más de la mitad de lo
que tenía tu abuelo, gimió


Y es toda para usted abuelita, y diciendo esto, la puse
entre sus labios.




Mi abuela lentamente empezó a rozar la punta de mi pene con
su boca, se notaba que no tenía mucha experiencia, pero aún así, sentir sus
calientes labios rodeando mi pene, me hicieron gemir de placer, después de un
rato sentí que me hiba a venir, asi que sacándola de su boca, bajé lentamente
sobre los labios de su vagina que estaba completamente cubierta de por una mata
de vellos blancos; Con mi lengua comencé a rozar su clítoris y a meter un dedo
lentamente en su vagina, mi abuela comenzó a gemir fuertemente mientras yo con
mi lengua seguía jugando con su clítoris y metía otro dedo mas.




Ahh si, asi alejandrito, asi ahhh, me encanta como lo
haces siii sii, ahhhh




Diciendo esto, hice que abriera completamente sus piernas y
me subí encima de ella, haciendo que sintiera el peso de mi cuerpo sobre ella y
tratando de ser delicado a la vez.


Ella me miraba fijamente a los ojos, esperando a que lo
hiciera de una vez.


Coloqué la punta de mi pene en su vagina, rozándolo levemente
con su clítoris, haciendo que mi abuela gimiera.


Comencé a meter la punta lentamente, mi abuela gritó de dolor
ahhhh.


Pensé que por su edad su vagina estaría muy floja, pero me
sorprendió al sentirla muy apretada.


Haciendo fuerza logré meter la mitad de mi pene,
arrancándonos a los dos un gemido, comencé un lento bombeo hasta que enterré
todo mi pene en su vagina, mi abuela gimió y me abrazó fuertemente.


Dejé pasar unos segundos para que mi abuela se acostumbrara
al enorme tamaño de mi verga.


Empecé a sacar lentamente mi pene de su apretada vagina, y
poco a poco lo inserte de nuevo, y empecé a penetrarla lentamente.


Mi abuela gemía y cerraba sus ojos diciéndome:




Ahhh asi asi hijito, ahhh me estás partiendo hijito mio,
ahh, asi asi la quería toda dentro de mi.




Después de algunos minutos empecé a penetrarla mas fuerte,
imprimiendo velocidad en el bombeo, haciendome gemir de placer ahh ahh si ahhh.


Mi abuela empezó a retorcerse debajo de mi, se puso tiesa,
gritando:




Sii asi Alejandrito, dale mas a tu abuela, si asii,
ahhhhh, ahhhhh




Mi abuela se vino abundantemente, dejando salir todos sus
jugos.




Ahh sii nieto mio, asi, ahora tu, termina dentro de mi,
dame todo tu semen, dámelo si sii ahhh ahhh.




Diciendo esto, la penetré más fuerte, y gimiendo le dije:




Ahhh si si abuelita mía, siii me vengo, aquí tiene, mi
lechita toda para usted, ah ahhhhhhh.




Metiendo mas profundo mi verga en su interior, empiezo a
descargar todo el semen que mis bolas tenían, depositándolo todo en su caliente
vagina.




Si asii hijito, todo dentro siiii ahhhhh…gimió mi abuela.




Quedándome encima de ella unos momentos más, seguí
cogiendomela lentamente, hasta que me giré y me acosté a su lado, mi abuela
respiraba agitadamente, su vagina estaba completamente llena de sus jugos y de
mi semen.


Me dio un beso en la mejilla y me dijo:




Muchas gracias Alejandrito, por hacerme sentir viva otra
vez, a sido el mejor cumpleaños en mucho tiempo. Lo que mi abuela no sabía
es que yo había disfrutado enormemente tambien, diciendo esto nos quedamos
dormidos.




Han pasado 6 meses, y yo sigo cogiéndome a mi querida
abuelita, al menos 2 veces por semana. Y ella recibe toda la atención que su
querido nieto le da.


Si hay alguna madura por ahí que este interesada, o para
cualquier comentario mi correo es:
POR CUESTIONES DE PRIVACIDAD ESTE EMAIL FUE REMOVIDO


 



Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .



Número de votos: 55
Media de votos: 8.35


Relato: Mi abuela me desea
Leida: 55851veces
Tiempo de lectura: 8minuto/s

 





Documento sin título
Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes
Foro porno
sexo
lesbianas
Contacto
 
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados
porno
peliculas porno gratis
videos porno gratis
telatos porno incesto
porno español
travestis
peliculas porno
zoofilia
sexo gratis
sexo madrid
chat porno
webcams porno
fotos de culos
juegos porno
tarot
juegos
peliculas online
travestis



 
Todo sobre acuarios
 
Si te gustan los acuarios, suscribete a neustro canal de youtube !!!
Pulsa aqui abajo .