webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
Miriam - 19 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
Vanesa - 22 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
Lorena - Edad 19
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: Le tocó a mi hermana


 


Relato: Le tocó a mi hermana

  

Una vez mas les cuento algo que me paso después de tres años
de haberla cogido a mi madre (en esa oportunidad por equivocación le puse diez
años menos a mi madre), esta vez le toco a mi hermana, y es 100 % real.


Ella es menor que yo con siete años es un poco gordita y
tiene un reverendo trasero es lo que mas me gusta de cara es muy bonita no
aparenta tener 25 años, es soltera y acaba de graduarse de farmacéutica, hace
unos meses termino con su novio y desde esa fecha para todo el tiempo en la
casa.


Era una cena familiar, mi hermana Claudia se sentó al frente
mió, al terminar la cena todos nos quedamos sentados en el mismo lugar charlando
y tomando unas cervezas, el tiempo pasaba y el alcohol hacia su efecto sobre
todo a las mujeres que no están acostumbradas a su consumo, entre ellas mi
esposa, mi madre, mis cuñadas y mi hermana.


En mi mente pasaba la idea de cogerla a mi madre ya que desde
aquella primera vez no pude repetir mi hazaña y esta era una buena oportunidad
ya que mi esposa cuando toma se duerme patas y todo, la charla continuaba muy
amena cuando estire los pies y toque sin querer los de mi hermana y ella no le
dio importancia, al poco rato me saque los zapatos y empecé a acariciarle los
muslos luego al ver que nadie se dio cuenta por el grado alcohólico que
teníamos, seguí subiendo hasta la rodilla y un poco mas, al parecer ella lo tomo
como un juego, abrió las piernas y cuando metí mi pie entre las piernas ella los
atrapo y me miro riendo con una mirada risueña seguimos con el juego del te
atrapo y te suelto hasta que logre meterle hasta la conchita y sobarle con el
dedo por encima del calzón, le gusto tanto que se le notaba en los ojos la
sensación de placer estuvimos así mucho rato asta que se acabo la reunión mas o
menos eran las dos de la mañana, decidimos ir a dormir, mis hermanos y mis
primos se fueron a sus casas, yo y mi esposa a la nuestra, que como les conté en
mi relato anterior (Mi Madre lo quiso) vivo en la misma casa pero en
departamentos separados.


Como lo dije antes a los diez minutos mi esposa quedo
profundamente dormida, espera otros diez para asegurarme, luego fui al
departamento donde estaba mi madre y mi hermana increíblemente tenia dos para
elegir, lo hice por mi hermana ya que estaba bastante caliente por lo que paso
en la mesa, entre por la puerta trasera y luego al cuarto de ella se veía su
silueta en la cama solo por la luz de la luna, me acerque y le quite el edredón
con el que se tapaba, estaba de un costada dando la espalda a la ventana lo cual
me permitía apreciar su hermoso trasero deseado por muchos de mis amigos y
seguro por los que la veían en la calle, estaba con un hilo dental color claro
no lo podía apreciar por la falta de luz, empecé a acariciar ese esplendido
trasero, mi polla estaba que explotaba pero ella dormía como una roca, por
supuesto que por efectos del alcohol que consumimos horas antes.


Seguí con mis caricia llegando asta sus tetas chiquitas pero
firmes como melones, ella no despertaba, empecé a pasarle mi lengua por la
espalda bajando lentamente hasta las piernas lentamente la hice que se eche de
espaldas para poder chuparle las tetitas lo hice una y otra vez con la una y con
la otra, luego fui bajando asta su conchita que al acercarme percibí su olor a
sexo, estaba mojado, era evidente que lo que paso en la mesa la había excitado y
eso hizo que mojara el calzón, no podía mas pero tenia miedo que si le metía
podía despertar y gritar de susto o de rechazarme, así que le hice el calzón a
un lado y le pase la lengua por esa conchita mojada y olorosa le chupe el
clítoris como si fuera un chupete, era una delicia, le metí la lengua hasta
donde podía y sentí un gemido, seguí con mi tarea un poco mas despacio y sus
gemidos eran mas profundos parecía estar despierta o creía que era un sueño,
aproveche ese momento para meterle la puntita y poco a poco mas y mas cuando
abrió los ojos aproveché y la metí hasta el fondo al mismo tiempo le tape la
boca y seguí bombeando le dije que no se asuste pero no me dijo nada pero sus
gemidos no pararon, me di cuenta que estaba en otro mundo, no estaba en
condiciones para reaccionar por el placer que le estaba dando, creo que no tardo
ni dos minutos cuando sentí como me abrasaba y me apretaba con sus piernas y me
dijo que estaba terminando " ahhhh no pares por favor asiiiiiiiiiii no pares
métela mas adentro ahhhhhh creo que voy métela mas adentro ahhhhhh creo que voy
a morir no paressssss " ante ese espectáculo de placer hice un esfuerzo
sobrehumano para no terminar dentro de ella ya que estaba sin preservativo
espere unos segundos hasta que no pude mas, la saque y termine sobre la cama
mientras terminaba me dirigí a su conchita y empecé a chuparle todo el liquido
que derramó no sentía el mismo placer que al princiio por que ya había terminado
pero mi objetivo era darle placer a ella así que no tardo en retorcerse y en
pocos minutos volvió a retorcerse para terminar por segunda vez, por primera vez
sentí la fuerza que tiene la mujer cuando llega al orgasmo, sentí en mi boca el
sabor de su leche.


Quedamos rendidos echados uno al lado de otro, hasta que me
levante y me vestí, ella estaba en silencio cuando estaba saliendo me dijo que
la próxima vez la despierte antes para que no crea que es un sueño.


Este relato que les hago es 100% real es por eso que no daré
mi nombre ni el lugar de origen esto me paso hacen tres años.


Tengo 31 años soy un tipo normal trabajo como todos pero no a
todos les pasa lo que a mi me paso, mi madre tiene 46 años y tiene cuatro hijos
de ellos yo soy el penúltimo. Para que tengan una idea de mi historia les
contare que vivo en una casa que tiene dos departamentos independientes y esta
separados solamente por un jardín, en el uno vive mi madre y mi hermana menor y
en el otro vivo yo con mi familia.


Todo comenzó un día que me encontraba solo en mi
departamento, mi familia estaba de viaje, eran las cuatro de la tarde y me
dieron ganas de ver una película porno, asta película trata de un italiano que
hace entrevistas a jovencitas en su mayoría rusas y poco a poco las convence a
posar para una revista porno, pero en una de sus entrevistas el se la coje a una
niña que equivocadamente llega asta entrevista, y eso me puso recaliente y
empecé a frotarme la verga y me disponía a hacerme una paja de aquellas. De
pronto senti unos pasos pero no tuve tiempo para guardar mi miembro y entro la
habitación mi madre que se quedo boquiabierta al verme en esta situación,
imagínense como estaba yo de pálido por el susto y la vergüenza.


Mi madre supo manejar bien la situación y me pidió disculpas
ya que ella debería tocar antes de entrar y que yo estaba en mi derecho de hacer
lo que me pareciera, yo me tranquílese y le dije que no pasaba nada y que
ninguno de los dos tenia la culpa que son cosas que pueden pasar.


Después cuando me disponía a guardar mi verga, ella me hizo
un comentario que me sorprendió muchísimo, me dijo "tienes el miembro tan grande
como tu padre, aparte de parecerte físicamente a el, has heredado el tamaño del
miembro" que a decir la verdad estoy muy pero muy bien dotado, mide 21 cm. y es
bastante gruesa esto me hizo entrar en confianza y la deje para que lo siga
contemplando, yo estaba todavía excitado por la película y me acerque a ella y
le dije que si se paresia tanto al miembro de mi padre que podía recordar sus
viejos tiempos, me dijo que eso era inmoral ya que yo era su hijo y eso seria un
sacrilegio ya que ella es muy cristiana, yo pensé en ese momento y dije que esa
oportunidad no la dejaría escapar por que yo le tenia ganas a ella y a mi
hermana menor que tiene 22 años, así que insistí y le dije que esto quedaría
solo entre nosotros dos y eso le hizo titubear, y me dijo que solo la iba a
tocar nada mas.


En ese momento me acerqué y la agarro con sus manos
temblorosas, no le quitaba la vista de encima después de tenerla unos segundos
lo soltó y se dispuso a salir de mi habitación como si estuviera huyendo de algo
que su conciencia le decía que estaba mal, yo reaccione ese rato y la sujete de
los hombros y la abrase por atrás y la traje hacia mi, ella se que inmóvil,
pienso que dijo "de esta no me escapo" la sujete un rato y empecé a rozarle mi
verga por el culo, estaba de un vestido censillo tipo camisón y pese a su edad
tenia una tanga, cuando me disponía a soltarla para que se fuera sentí que
correspondía con un suave meneo de cintura, empecé a acariciarle la senos y a
rozarle con mas fuerza mi verga, como para que sienta lo dura que estaba, cuando
empezó a soltar unos gemidos le desabotoné el vestido y el sostén dejándola
solamente con la tanga, la lleve poco a poco hasta la cama, la eche boca abajo y
empecé a darle unos masajes en la espalda para que se relaje después empecé a
besarle la espalda, el cuello y las nalgas yo estaba tan caliente que no sabia
en que tiempo me saque los pantalones, empecé a sacarme la camisa y el
calzoncillo en eso se dio la vuelta y me agarro la verga con desesperación hasta
que la llevo a su boca y empezó a darme una de las mamadas mas grandes y
espectaculares que hasta ese momento yo había sentido, después de unos minutos
de literalmente tragarse mi verga la puse de cuatro y se la metí con fuerza a
esa concha que estaba inundada de sus líquidos, cuando estaba bombeando como un
loco ella empezó a decirme que tenia la mejor verga del mundo y que quería que
terminara en su boca eso acelero mi excitación, la saque, la di vuelta yo me
pare en la orilla de la cama, ella se sentó y empezó a mamármela asta explosione
con un orgasmo que le inunde la boca de mi semen cuando mi madre quiso sacarla
para escupir mi semen la sujete de la cabeza y no la deje sacarla hasta que se
trague hasta la ultima gota a acepción de lo que salio por los costados de sus
labios.


Después se vistió como con algo arrepentimiento y me dijo que
eso nunca se le había pasado por la cabeza tener relaciones con su propio hijo,
yo le dije que cumplí con un sueño que tuve desde mi adolescencia, ella se
sorprendió y me dijo que si yo la deseaba o lo hice solamente por que estaba
caliente, le conteste que siempre quise cojeruela, me dijo que si lo hubiera
sabido antes nunca de esto hubiera pasado porque se cuidaría de mi pero las
cosas pasaron y que no volvería a entrar nunca mas a mi habitación cuando sepa
que estoy solo.


Cuando escuche esas palabras dije que si no venia nunca mas
tenia que hacerle una despedida como para que nunca se olvide, así que empecé a
ponerme cariñoso con ella y a decirle que no se arrepienta de lo que hizo esa
tarde, y poco a poco empecé a tacarle los pezones y ella accedió con mas
tranquilidad que al principio, luego de un rato de conversar y acariciarle los
senos la eché en la cama y empecé a sobarle la concha ya no con tanta ansiedad
como la primera vez, a los minutos estaba nuevamente gimiendo y con los ojos
serrados como esperando que la vuelva a penetrar y así lo hice la empecé a
desnudar por completo y le di un poco de sexo oral cosa que casi pierde la
cabeza, lo digo por los gritos que daba, la cogí de todas poses que conocía,
después de un buen rato de darle duro la puse de un costado y me eché atrás de
ella y para que no sospeche de mis intenciones la volví a penetrar por la concha
un buen rato en eso le echaba saliva al culo y le metía el dedo ella no decía
nada porque estaba en las nubes, cuando veo el momento adecuado la saque y se la
metí por el culo de un solo empujón, dio un grito y me dijo que yo era un animal
y me metió sus uñas en la pierna, me dijo que la sacara, no la saque, por
supuesto mas bien le empecé a bombear con mas fuerza hasta que empezó a sentirle
gusto y empezó a gemir como una loca y a decirme que le meta todo lo que
pudiera, como yo había tenido un orgasmo hace unos diez minutos pedía resistir
mas para el segundo así que le di por atrás hasta que dijo basta, me dijo que
perdió la cuenta de cuantos orgasmos había tenido poro fueron muchos, ya cuando
estaba listo para terminar le pregunte donde quería que termine y me dijo que lo
haga dentro del culo y lo hice como mi madre me lo pidió.


Después de terminar se vistió y se fue sin decir nada, pero
cumplió lo que me dijo que nunca mas volvería a mi habitación cuando yo este
solo. Desde ese día no volví a cojeruela aunque alguna vez cuando voy a
visitarla y esta sola la hago que me de una buena mamada pero nada mas, ella no
quiere que vuelva a pasar lo que paso.


 

Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 9
Media de votos: 8.67





Relato: Le tocó a mi hermana
Leida: 12712veces
Tiempo de lectura: 8minuto/s

 





Documento sin título
Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes
Foro porno
sexo
lesbianas
Contacto
 
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados
porno
peliculas porno gratis
videos porno gratis
telatos porno incesto
porno español
travestis
peliculas porno
zoofilia
sexo gratis
sexo madrid
chat porno
webcams porno
fotos de culos
juegos porno
tarot
juegos
peliculas online
travestis