webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
Miriam - 19 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
Vanesa - 22 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
Lorena - Edad 19
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: Lina Vanessa y su perverso padre


 


Relato: Lina Vanessa y su perverso padre

  

LINA Y SU PERVERSO PADRE


________________


Hoy les voy a contar la historia de la linda Lina Vanesa que
se enamoró de su padre por el trato especial que le daba y que hizo que fuera la
perversión de su familia.


Lina es una linda niña de trece añitos que tiene a su padre y
a dos hermanas mas: una de diecisiete y otra de cuatro. La mayor se llama
patricia y tiene una historia con su padrastro (el papa de Lina) y la menorcita
que es inocente de lo que sucede en su familia; aparte de que viven con su madre
en una casa común y corriente.


Todo empezó desde que Lina empezó a crecer y desarrollarse
apartir de los diez años cuando su papa vio como se desarrollaba su bello cuerpo
y despertaba en él los instintos de hombre que desea tener para sí lo mas
anhelado pero al mismo tiempo lo mas prohibido.


Cuando Lina cumplió los diez años su papa la consentía por
todo, pues era la primera hija propia que tenia de la unión con su pareja, pues
esta ya tenia otra hija tres años mayor, por lo cual convirtió a Lina en el
centro de atracción de todas sus atenciones.


Él le daba de todo lo que pidiera, la puso a estudiar en
mejores colegios que a su media hermana, le compraba la mejor ropa, y en fin la
prefería sobre las otras hijas.


Pero un día que fue a recogerla a la piscina donde la había
inscrito a un curso de natación al llegar temprano pudo observar a su hija en
vestido de baño, sorprendiéndose gratamente al ver que ella estaba creciendo y
convirtiéndose en una bella pre-adolescente.


Pasados dos años en los cuales no mermó sus contemplaciones y
satisfacer los caprichos de la niña compró un carro para ir a llevarla y
recogerla de sus clases de natación, y él pudo apreciar con mayor cuidado el
cambio corporal que poco a poco tenia su hija: ya Lina era una bella señorita de
piel trigueña, pechos empezando a desarrollarse, piernas suaves y bien torneadas
y vientre plano, y al mirar su cintura que destacaba por entre su vestido de
baño le agradó la bien cuidada piel suave y limpia, pero lo que más le admiraba
era sus nalgas bien formadas y de bonita figura que hacían juego con su hermoso
cuerpo de adolescente en flor.


Entonces su padre notó con asombro que quien admiraba y le
despertaba sus bajos instintos era su niña mimada, lo que le emocionaba y le
generaba los más contradictorios sentimientos de culpabilidad pero a la vez de
placer ante la pureza y ternura de su inocente niña, que veía él como la más
sagrada creación hecha por él hasta ese momento en su vida.


Su papa dormía sobresaltándose en la noche y cuando hacia el
amor con su mujer inconscientemente pensaba en Lina y en los deseos que se
apilaban en su mente como un torrente de agua que no puede detener y que en
cualquier momento puede rebelarse contra su moral y su papel de padre que
protege a su más valiosa hija.


Así que poco a poco fue obsesionándose con la idea de poseer
a su niña y se llenaba de celos con la sola idea de que algún otro hombre la
quisiera y la descubriera como mujer, aunque solo fuera una tierna jovencita,
guiada y seguida siempre por su celoso y consentidor padre.


Entonces empezó a tramar la forma de ir creando en ella la
conciencia de que sólo él la quería y deseaba lo mejor para ella: dedicó toda su
atención a ella, le escribía a escondidas bellas cartas de "amigos", le regalaba
ropa, caramelos y lujos que su madre notaba exagerados en ocasiones pero que
ingenuamente creía como de paternal amor a su hija, en fin todo un ardid para
lograr que Lina se encariñara mas con él y le permitiera y quisiera acompañarlo
a todas partes, sin sospechar que era una conquista preparada por su padre para
hacerla suya y calmar sus deseos.


Llegó un día en el que su esposa debía irse a un pueblo donde
vivía su suegra pues ésta se encontraba enferma, por lo que se iba a demorar
varios días, lo que el papá tomó como conveniente para lograr su cometido: le
dijo que él se encargaría de ella y que se llevara a sus dos hijas que estaban
de vacaciones, y que dejara a Lina para que no faltara a clases de natación.


Así que muy solícitamente llevo a su mujer con las niñas a la
estación de bus y una vez que estas partieron invito a Lina a un parque de
diversiones para poder estar junto a ella y lograr sus propósitos.


Cuando llegaron al parque la dejó montar en todos los
aparatos, pero siempre en su compañía, lo que aprovechaba para pegarse a su
cuerpo tierno y disfrutar de su calor y el aroma de su juvenil ser. Con disimulo
ponía su mano sobre sus muslos, para poder sentir la suave piel y tratar de
estimular en ella su fuego de pasión que despertaba ante la suave caricia, eso
sí, temerosa y con sentimiento de culpa propio de quien hace algo prohibido.


Sin embargo, ante la insistencia de su padre y los caprichos
que le satisfacía ella comprendió que el trato especial que le daba era algo mas
que los simples y comunes mimos que un padre le da a su hijita.


Cuando salieron de ahí y llegaron a la casa su Papa empezó a
consentirla y decirle que la quería tanto que ya no podía verla simplemente como
a su hija sino que empezaba a amarla como algo muy especial y que sentía que
ella era para él y que quería que ella lo viera como alguien que la ama y le
desea.


Lina se asusto, pero comprendió las razones de su padre, pues
era especial con ella, siempre la defendía y prefería y el solo hecho de que su
padre la deseara era el resultado del cariño y el apego cultivado durante este
tiempo que se había entregado a ella en cuerpo y alma.


Entonces no se resistió cuando por primera vez en su vida
recibía un beso en su boca, el que le pareció hermoso y tierno, y que despertaba
en ella la pasión juvenil que nunca había sentido y que le llenaba su vientre de
un fuego apasionado, lindo y novedoso para ella.


Ella, sin embargo, movida por el desencanto de que fuera su
papá el primero en besar su boca, trató de rechazar sus caricias, pues el
arrepentimiento de sentirse bien al recibir su primer beso, le hizo dar
sentimientos de pena y arrepentimiento, pues no era lógico y natural que fuera
su propio padre quien le iniciara en esos sentimientos nuevos y desconocidos
hasta entonces para ella, lo que hace que lo rechace y trate de no seguir
adelante con esta trama perversa.


Su papa le insistía, tanto así, que después de hablarle y
hacerle miles de ruegos, ella se dejó convencer y seguirle el juego, pues aunque
le creaba sentimientos de culpa al ceder a la tentación de algo que le agradaba,
era consciente de que era su padre quien le enseñaba tan ardientes y placenteros
actos desconocidos por su inocente y cerrada forma de ser.


Así que cediendo a la tentación dejó que él tome nuevamente
la iniciativa, dejándose arrastrar por el torrente de pasión hasta ahora
retenida y descubierta por su ansioso padre.


Su boca era buscada ansiosamente por la boca de su padre: sus
labios se pegaban con ansia, sus lenguas se enredaban en ferviente caricia y
sentía que pecaba cuando su padre tocaba sus pequeños senos que se erizaban y se
endurecían al sentirse por primer vez tocados.


Su papa le quitó la camiseta y luego su brassier para poder
besar y acariciar con desesperación sus pezones ya duros y que en forma suave y
experta acariciaba su vientre juvenil.


Luego su pequeña falda fue retirada al igual que su panty,
dejándola desnuda para la deseosa contemplación de su padre: Su vulva era un
bellísimo montículo de piel suave que se separaba por un delicado pliegue de
unos labios vírgenes y de placentera forma, y que al recibir la ansiosa
acometida de su boca lasciva se humedecían lentamente causándole a ella un
placer nuevo y adormecido, pero siendo despertado expertamente por su padre,
dejándose descubrir lenta, suave y tiernamente.


Su papá subió besando su boca apasionadamente a la vez que se
desnudaba con la premura de quien quiere tomar posesión de algo muy valioso y
deseado, dejando al descubierto un cuerpo grande y de robusta figura,
sobresaliendo un miembro erecto y a punto de estallar por el deseo de calmar y
desfogar sus instintos de macho que abre algo puro y virginal.


Ella se asustó al verlo desnudo y que se estaba parando su
miembro viril, disponiéndose a entrar en su cuerpo virgen, por lo que trató de
llorar, pero pronto su papa la calmo con sus explicaciones y sus ardientes
caricias, diciéndole que él la amaba y que solo eso era la confirmación de su
amor hacia ella, la cual debía de corresponderle por todo el amor y cariño que
como padre le había prodigado.


Lina ya excitada se dejó acariciar y besar con toda libertad
por su padre y aunque se asustó al sentir que él la montó y le separó las
piernas, percibiendo entre ellos la dureza de su verga tibia, causándole a la
vez que un inmenso susto, una placentera sensación de calor al tenerlo entre sus
muslos ansiosos y deseosos ya de recibirlo, en apasionado ataque a su intimidad,
por lo que no se opuso cuando percibió entre ellos el miembro grueso y erecto de
él que buscaba penetrar entre sus delicados labios vaginales.


Lina lloraba de dolor y de miedo al sentir que su interior se
separaba con dificultad al recibir por vez primera un miembro viril, y que
sentía que se abría con dolor pero al mismo tiempo con placer la pura entrada a
su cuerpo virgen, mientras apretó con ganas y furia dolorosa sus manos contra la
espalda de su padre que gozaba al hacerla mujer y poseerla para sí sólo.


Ella lloraba y gemía de placer y dolor su primera vez y
aunque le remordía la conciencia el hacer el amor por primera vez con su propio
padre comprendía que él la quería y que merecía ser el guía perfecto en su deseo
de aprender y experimentar algo nuevo y deseado desde no hace mucho tiempo.


Su papa sentía mientras tanto que su verga tomaba posesión
dolorosa del cuerpo de su tierna niña y se desfogaba de tanto placer retenido
acometiendo con fuerza la entrada de su ser asaltándola sin piedad y solo
preocupado en gozar al máximo su momento.


Él cabalgaba entre su interior, gozando tomándola por las
piernas y estrechando con vigor sus caderas contra las suyas, para poder entrar
con detenimiento a su cuerpo y desatando con furia su placer carnal, sin
preocuparse de que la hembra que poseía era su misma hija adorada, que dolorida
sufría el desahogo de sus ganas y de su clímax sexual.


Cuando llegó al éxtasis se dejó venir en sórdido grito de
placer llenando con su eyaculacion el interior de Lina, que al percibirlo gemía
y se debatía en incesantes contorsiones de placer y lujuria, superando ya con
creces el sentimiento de culpa y recibiendo mas bien con agónico placer la tibia
y reconfortante emulsión que le quemaba en sumo agrado su interior por primera
vez despertado para el goce y la lujuria.


Fue para ambos la culminación de un acto sagrado de amor pero
culpable por su parentesco: para ella era el descubrimiento de algo nuevo que le
dejaba cierta desazón pero a la misma vez un placer desconocido; y para él era
la terminación de un propósito largamente guardado y cultivado, consumado por el
goce increíble de tener un orgasmo prohibido pero a la vez puro y novedoso.


Después se quedaron en la cama y todo sentimiento de culpa
fue reemplazado por las siguientes horas de placer que tuvieron a lo largo de
ese día y de los siguientes.



Fin.



Luego paso a comentarles la historia de Patricia, la hermana
de Lina con su padrastro, el cual yà que había probado la dulzura del amor de su
hija siguió despertando el deseo de poseer por vez primera a su hermana de 15
puros y tiernos años.



Espero que esta y las otras historias les haya gustado y
pronto les escribiré otras, y no se olviden de escribirme al correo
POR CUESTIONES DE PRIVACIDAD ESTE EMAIL FUE REMOVIDO que sabré contestar
sus mensajes.


 

Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 16
Media de votos: 7.69





Relato: Lina Vanessa y su perverso padre
Leida: 29897veces
Tiempo de lectura: 7minuto/s

 





Documento sin título
Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes
Foro porno
sexo
lesbianas
Contacto
 
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados
porno
peliculas porno gratis
videos porno gratis
telatos porno incesto
porno español
travestis
peliculas porno
zoofilia
sexo gratis
sexo madrid
chat porno
webcams porno
fotos de culos
juegos porno
tarot
juegos
peliculas online
travestis