relatos porno
webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
Miriam - 19 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
Vanesa - 22 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
Lorena - Edad 19
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: En defensa del adulterio


 


Relato: En defensa del adulterio

  

ADULTERIO


(Del lat. adulterĭum).




  1. m. Ayuntamiento carnal voluntario entre persona casada y
    otra de distinto sexo que no sea su cónyuge.



  2. m. ant. Falsificación, fraude.



 


DEFENSA DEL ADULTERIO


La definición del RAE es demasiado escueta y absolutamente
concisa. La segunda acepción parece una continuación o, como mínimo, un litote
de la primera con el que no estoy de acuerdo de una manera absoluta.


El adúltero no lo es por lujuria, por maldad ni desamor. El
adúltero lo es por todo lo contrario: lo es por salvar su matrimonio del tedio y
la monotonía a que conducen los largos años de convivencia.


No negaré que en el proceso adúltero, la fase de seducción
(de acoso y derribo, en lenguaje llano) tiene su gracia, que la sabia
utilización de los recursos apropiados es de gran merito y que produce gran
satisfacción cuando los resultados son los buscados.


Tampoco la segunda fase, la de ejecución del citado
ayuntamiento, es cosa a despreciar y menos si entre el adúltero(o adúltera) y su
colaborador necesario existe una buena sintonía con lo que la prosaica copula se
convierte en algo memorable.


La esencia del acto en si, comienza en lo que para cualquiera
no versado en estos trances se podría llamar "post-adulterio".


Emergen entonces todos los temores que, superpuestos al
sentimiento de culpabilidad, hunden al adúltero en el pozo de la más negra
desesperación:


Como un sabueso se olisquea continuamente, buscando rastros
de ese odioso perfume que utiliza su amiguita. Se restriega la cara una y otra
vez, con el pañuelo, para eliminar la huella del carmín o del maquillaje.
Continuos manotazos a la chaqueta y los pantalones tratando de desprender esos
largos cabellos rubios (teñidos) de la "otra".Limpieza exhaustiva de su vehiculo
y reposicionamiento del asiento del copiloto Y sobre todo.


Lo más importante: la coartada.


Se repasan mil veces las frases, los horarios, los lugares y
de manera primordial los amigos con los que hemos tomado las copas.


El momento es crucial.


Si está ya acostada, es posible que todo se reduzca a un
intercambio de gruñidos en la oscuridad. El autentico examen se llevará a cabo
al día siguiente y como en el caso del alcohol, los efectos inmediatos del
adulterio se habrán atenuado.


Si está viendo la tele, la peligrosidad es manifiesta durante
los diez primeros minutos de conversación y atenuada por el interés que
despierte en ella la bazofia vomitada por el receptor de alineación
electromagnética en ese momento.


Los agudos sentimientos de culpabilidad degeneran en un
estado de confusión mental que, una vez aceptada por el cónyuge la burda
coartada sin reticencias ni suspicacias, empujan al adúltero a solicitar a este
sus favores sexuales, con una insistencia que debería resultar sospechosa para
un buen observador.


Este extraño comportamiento (habitual, sin excepciones)
debería ser objeto de un profundo estudio por parte de los expertos en el tema.
Modestamente creo que el proceso mental que sigue el adúltero es el mismo que
sigue el borrachín que de buena mañana trata de amortiguar los efectos de la
resaca con un buen trago y diciendo aquello de:"un clavo saca otro clavo".


Sea cual sea el razonamiento, lo cierto es que esa copula es
primordial, en ella el pecador compara las virtudes y defectos de una y otra.
Obtiene una holgada victoria la presunta victima mientras el bellaco entona,
alborozado por muchos conceptos, un hipócrita "mea culpa" y se jura a si mismo
no retomar ese mal camino nunca mas…etc etc.


Durante un tiempo más o menos largo mantendrá su abstinencia
carnal extra-conyugal y cuando la situación se torne de nuevo insostenible,
volverá a repetir el complejo proceso reparador que debería ser aceptado por la
sociedad y la ley como una autentica terapia en matrimonios y parejas en fase de
aburrimiento supino.


 


Pd: Conociendo la existencia de ciertos "ayatollahs de la
moral" en esta web. Quiero manifestar que este escrito es un puro "divertimento"
y que no tiene porqué coincidir necesariamente con mis autentica opinión
respecto al adulterio.


 

Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 1
Media de votos: 8.00





Relato: En defensa del adulterio
Leida: 1768veces
Tiempo de lectura: 3minuto/s

 





Documento sin título
Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes
Foro porno
sexo
lesbianas
Contacto
 
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados
porno
peliculas porno gratis
videos porno gratis
telatos porno incesto
porno español
porno español
travestis
peliculas porno
zoofilia
sexo gratis
escorts
sexo madrid
chat porno
webcams porno
fotos de culos
juegos porno
tarot
juegos
peliculas online
travestis