webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
Miriam - 19 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
Vanesa - 22 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
Lorena - Edad 19
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: Mi padrastro


 


Relato: Mi padrastro

  

Hola, me llamo jorge, y esta historia que les cuento me pasó
el verano pasado. He de decir que yo soy enteramente hetero, nunca he tenido
relaciones con un hombre (a excepción de esta vez), y he de decir que lo que me
pasó nunca jamás se me olvidará, ya que fue una esperiencia bastante grata.


Tengo 21 años, soy moreno con los ojos negros, vivo en
Córdoba en un piso, trabajo y mis padres (mi madre y mi padrastro) viven como a
dos manzanas de donde lo hago yo.


Bueno, era sábado por la mañana, yo me levanté de resacón ya
que había salido el dia anterior y decidí ir a comer a casa de mis padres ya que
hacía tiempo que no los veía, además, nunca está de más comer algo calentito.


Cuando llego me abre mi padrastro ( 45 años, grandote, con
barriga pronunciada, moreno tambien) y me dice que mamá se ha ido a casa de la
tia Rafi ya que se encontraba mal y que se iba a quedar con ella todo el fin de
semana. Yo le digo que venía a ver si me invitaban a comer y el me dijo que me
quedase, mejor comer acompañado que solo.


Comimos bastante bien, hablamos del curro y un poco de todo.
He de decir que mi relación con mi padrastro es bastante buena, le confieso
algunas cosas y sobre todo es un buen consejero sobre mujeres.


Así pasó la sobremesa, yo tenía que pasarme por mi piso para
hacer algunas cosillas, el me dice que ese sábado por la noche había partido,
que lo acompañase viéndolo ya que jugaba el Depor (mi equipo favorito) contra no
se quién. Yo le dije que sí, que sobre las nueve me llegaría, además antes de
irme me dijo: "alquila laguna peliculilla para pasar el tiempo después del
partido..." puso cara de pícaro, sonrió y me despidió.


Yo volví a mi piso, terminé de hacer las tareas domésticas y
me pasé por el videoclub. Había oferta de dos por una así que cogí una de
ciencia ficción y otra erótica por si acaso.


A las nueve me presenté en su casa con una caja de birritas y
las dos pelis, deseando pasar un buen rato viendo el fútbol.


Es verano, en córdoba llegamos a los 50 grados al mediodía,
así que hacía un calor de muerte. Yo iba vestido con un pantalón corto y
camiseta, y mi padrastro se encontraba en calzoncillos (de donde se percibía un
objeto colgante bastante considerable) y con el pecho al aire ya que en el piso
hacía un calor de muerte y no hay quien pare.


Deje las birras en el frigo y me despojé también de la
camiseta ya que solo de andar de la cocina al salón ya estaba sudando, así que
con una cervecita en la mano cada uno nos pusimos a ver el partido. Los dos
ponemos bastante énfasis cuando vemos el fútbol así que entre eso y la bebida no
paramos de dar chillidos y puñetazos contra la mesa.


Así transcurrió todo el partido hasta que terminó. Mi equipo
había perdido, joder qué fastidio!, habían caido ya tres cervezas e íbamos por
el segundo cubata, ya que mi padrastro bebe mucho y además te hace beber a su
ritmo, así que yo ya estaba un poquito mareadito y con el calor, no veas.


De repente me dice "haber qué has traído", y se va a la bolsa
que contenía las películas, saca las dos y vuelve a dejar la de ciencia ficción.
Lee el título de la erótica, observa sus fotos y con un bien, bien saliendo de
sus labios pone la peli en el video.


Nos acomodamos en el sofá uno al lado del otro ya que no hay
más manera de ver la tele, enchufamos el video y continuamos privando.


La película se empieza a entonar y ya comienzan a aparecer
buenos culos y tias impresionantes, con eso y con el calorcín de la bebida, noto
que mi verga se empieza a enderezar, lo cual se me nota bastante ya que no tenía
camiseta y el pantalón corto sujetaba menos que nada. Muerto de vergüenza, meto
mis manos en los bolsillos para disimular y me da por mirar a mi lado, y
sorpresa!, mi padrastro tiene un bulto inmenso en el calzoncillo que hace que se
levante. Ver eso me produjo un escalofrío, ya que nunca antes había visto a un
hombre empalmado, y a menos de medio metro. La situación me empieza a poner
cachondo, no sé lo que me pasa, pero siento que se me quita la vergüenza. De
repente mi padrastro me mira, se rié y me pregunta que porqué estoy tan
nervioso, yo le respondo como con voz cortada que no estaba nervioso y él sin
avisar, me mira y se mete una mano por debajo del calzoncillo. Yo puedo ver
perfectamente como se está masajeando ese enorme falo por debajo del calzón, eto
me pusó a mil, me meto también la mano debajo del pantalón y comienzo a masajear
mi pene que por ese entoncés tenía una erección bestial.


Pasamos un rato masajeándonos, viendo la película hasta que
se da la vuelta y me pregunta si me daría palo que se quitase el calzoncillo, ya
que una buena paja tiene que ser "al aire libre", yo, cada vez más nervioso pero
a la vez más excitado le digo que para nada, que haga lo que quiera, y antes de
que termine tiene fuera un falo de unos 23 cm, impresionante, grueso y enorme, y
comienza a tirarse para atrás del prepucio. A mí esto me estaba sacando de
órbita, estaba ya que no podía mas, y además de la película ¡tenía a mi
padrastro con un pollón enorme a mi lado haciéndose una paja bestial!. No
entendía bien lo que pasaba pero al rato yo también me había quitado el pantalón
y el calzoncillo y estaba meneándome desnudo a su lado. Hasta que no sé por qué,
ni aún hoy sé que es lo que pasó que mi padrastro comenzó a acariciarme mis
muslos y fue subiendo hasta llegar a mis bolas. Le miro, y el sin retirar la
mirada de mis ojos me pone su mano encima de la mia y comienza un masaje sobre
mi pene que me sentó a gloria. En esto está que de repente se agacha y empieza a
darme besos en la punta de mi pene.


Yo empiezo a entrar en éxtasis, la situación morbosa de estar
con mi padrastro desnudo y teniendo sexo me excita muchísimo, así que yo le dejo
hacer, retiro mis manos y dejo que se recree con su boca. El mientras tanto ya
se la ha introducido y comienza a efectuar una mamada que me estaba dejando sin
energía. Era tal la mamada que al rato yo le estaba avisando de que me iba a
venir. El, sin moverse un pelo lo que hizo fue acelerar el ritmo de la mamada,
así que lo que consiguió fue que me viniera salvajemente en su boca. Fue un
orgasmo tremendo, el semen le caía por entre los labios ya que hacía el esfuerzo
por tragárselo pero he de decir que me corrí como nunca, no le daba tiempo de
tragárselo todo. Cuando termine del clímax él siguió chupando hasta que se
levanta, se pone de pié y me pone a la altura de mi boca su tremenda verga, dura
y con un empalme tremendo y yo, sin pensármelo me la introduzco en la boca. Qué
sensación tan buena, es algo que conoces tan bien (un pene) pero es a la vez tan
desconocido ya que no tiene nada que ver con el que yo luzco. Así que comencé mi
primera mamada de mi vida.


Primero le bajé el prepucio hasta el final y comencé a pasar
mi lengua por su frenillo. Me entretuve un rato jugando con él y después me
introduje todo su capullo. Era enorme, parecía una seta; no me cabía casi en la
boca y eso que tenía sólo el capullo dentro. Mi lengua se entretuvo un
tiempecito en su pequeño agujerito hasta que me coge por la cabeza y empieza un
mete-saca follándose mi boca. Yo estaba excitadísimo, mi pene estaba erecto otra
vez así que yo me dejo hacer y comienzo a frotar mi capullo de nuevo. El de
repente empieza a gemir, noto como el pene se le comienza a hinchar y al rato
tengo mi boca llena de sus jugos más íntimos,¡mi padrastro se había corrido en
mi boca! Yo me tragué todo lo que pude, era un gusto raro pero muy excitante. Me
levanta cuando le dejo la polla limpia y me da un beso intercambiando fluidos.
Mi lengua comienza a jugar con la suya, comienzo a explorar su boca y de
repente, uno frente al otro, noto como su pene comienza a empalmarse de nuevo y
roza el mío que ya llevaba un buen rato en acción. Ese momento fue buenisimo,
casi me corro de la sensación de palpar con mi pene erecto su capullo en
crecimiento. Mi padrastro terminó el beso, se masajeó largamente el miembro y me
dijo, buenas noches, y se fue a acostar.


Yo me quedé masturbándome por todo le que me había pasado.
Una experiencia genial.


 

Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 7
Media de votos: 8.86





Relato: Mi padrastro
Leida: 11920veces
Tiempo de lectura: 5minuto/s

 





Documento sin título
Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes
Foro porno
sexo
lesbianas
Contacto
 
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados
porno
peliculas porno gratis
videos porno gratis
telatos porno incesto
porno español
travestis
peliculas porno
zoofilia
sexo gratis
sexo madrid
chat porno
webcams porno
fotos de culos
juegos porno
tarot
juegos
peliculas online
travestis